Ibiza Gas, distribuidor oficial para Ibiza y Formentera de Repsol butano.
Ibiza Gas, distribuidor oficial para Ibiza y Formentera de Repsol butano.

@futbolpitiuso El Sant Jordi estaba obligado a ganar para alejarse del pozo de la clasificación y no ha pasado del empate sin goles en Formentera en un derbi pitiuso dramático. Los verdinegros, así pues, continúan una jornada más en puestos de descenso cuando únicamente restan dos partidos para que concluya el campeonato.

La fecha que viene, el conjunto que entrena Jordi Riera, antepenúltimo con 29 puntos, se jugará prácticamente el último cartucho para intentar escapar del furgón de cola, aunque enfrente tendrá a un rival que también se juega la vida: el Penya Ciutadella, que es penúltimo con 28 dígitos.

Sin duda, el Sant Jordi tiene un final de campeonato de auténtico infarto y su salvación pasa por sumar los tres puntos la jornada próxima en el Kiko Serra, ya que en el último partido liguero se desplaza al complicado campo de un Mallorca B  que sólo ha perdido cuatro enfrentamientos como local.

No obstante, el conjunto jordier no depende de sí mismo para mantener la categoría. Tanto el Ferreries, decimoquinto con 30 puntos y el Serverense, decimocuarto con 31, son los adversarios que marcan la zona de descenso y si no pinchan en sus respectivos enfrentamientos, el cuadro de Jordi Riera será equipo de Liga Regional la próxima temporada.

0-0. El Sant Jordi se encuentra al borde del descenso

Ibiza Gas, distribuidor oficial para Ibiza y Formentera de Repsol butano.
Ibiza Gas, distribuidor oficial para Ibiza y Formentera de Repsol butano.
@futbolpitiuso El Sant Jordi estaba obligado a ganar para alejarse del pozo de la clasificación y no ha pasado del empate sin goles en Formentera en un derbi pitiuso dramático. Los verdinegros, así pues, continúan una jornada más en puestos de descenso cuando únicamente restan dos partidos para que concluya el campeonato.La fecha que viene, el conjunto que entrena Jordi Riera, antepenúltimo con 29 puntos, se jugará prácticamente el último cartucho para intentar escapar del furgón de cola, aunque enfrente tendrá a un rival que también se juega la vida: el Penya Ciutadella, que es penúltimo con 28 dígitos.Sin duda, el Sant Jordi tiene un final de campeonato de auténtico infarto y su salvación pasa por sumar los tres puntos la jornada próxima en el Kiko Serra, ya que en el último partido liguero se desplaza al complicado campo de un Mallorca B  que sólo ha perdido cuatro enfrentamientos como local.No obstante, el conjunto jordier no depende de sí mismo para mantener la categoría. Tanto el Ferreries, decimoquinto con 30 puntos y el Serverense, decimocuarto con 31, son los adversarios que marcan la zona de descenso y si no pinchan en sus respectivos enfrentamientos, el cuadro de Jordi Riera será equipo de Liga Regional la próxima temporada.

No hay comentarios

Dejar respuesta