1-1. Misión posible

0
373

noudiari.es El Formentera ha sacado un punto del campo del Badalona (1-1) tras remontar un gol en contra que le permite seguir vivo en su objetivo de conseguir la permanencia en Segunda División B cuando solo restan dos jornadas para que concluya la competición.

Eso sí, para alcanzar la meta deberá ganar los dos partidos que le quedan, primero en casa ante el descendido Deportivo Aragón y después lejos del municipal de Sant Francesc frente a un Peralada que podría estar matemáticamente salvado.

El conjunto insular mostró en Badalona que tiene calidad para seguir en la categoría. Jugó un gran partido ante un rival que está inmerso en la lucha por el play-off de ascenso. Se supo reponer del mazazo que supuso el tanto de Álvaro Vega en el minuto 55 para empatar solo tres minutos más tarde por mediación de Crespo.

Además, de ahí en adelante dispuso de ocasiones claras para marcar y llevarse los tres puntos, pero le faltó una pizca de fortuna en el remate en varias llegadas y acciones a balón parado en las que se rozó el gol.

Arriesgó, porque el Badalona también tuvo las suyas, pero lo que es indiscutible en esta oportunidad es que los jugadores que entrena Juan Arsenal buscaron sin desmayo la victoria hasta el final del duelo, algo que finalmente no llegó por una cuestión de puntería.

El Formentera tiene el agua al cuello, pero aún respira y lo que haga en los dos próximos partidos decidirá el futuro, el hecho de jugar en Segunda B o en Tercera. El calendario no es malo y los rivales son asequibles, aunque habrá que poner toda la carne en el asador porque todo lo que no sea ganar en las dos finales que le quedan supondría un fiasco.

Ahora mismo, el primer equipo de la entidad formenterense se encuentra a tres puntos de la permanencia y a dos del play-out de descenso cuando restan seis por disputarse.

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.