El Portmany se aleja de los puestos de descenso gracias a la primera victoria del nuevo año (Foto: Francisco Natera).
El Portmany se aleja de los puestos de descenso gracias a la primera victoria del nuevo año (Foto: Francisco Natera).

El Portmany ha podido celebrar un triunfo que vale un Potosí frente al Menorca B en el primer encuentro del nuevo año. Los Reyes Magos se han portado bien con los muchachos de Casanova y Maymó, quienes necesitaban urgentemente un triunfo para alejarse de los puestos de descenso. El de esta tarde era un partido vital, una auténtica final. De hecho, en San Antonio lo catalogaron como el más importante de la temporada, ya que de haber perdido, el equipo se hubiera metido en el pozo de la tabla.

Pero el grupo portmanyista, a base de casta y entrega, ha sabido llevarse un choque complicado, en el que ha tenido que picar mucha piedra para salir airoso. Fueron los visitantes quienes se adelantaron en el marcador ante la sorpresa de un Portmany que supo encajar bien el golpe, ya que en el 44, Robrto logró el empate. Un tanto que daba confianza al bloque para afrontar la segunda parte.

De hecho, nada más empezar el encuentro, Thierry estableció el 2-1 para alegría de los suyos y de la afición portmanyista, acostumbrada últimamente a sufrir más de la cuenta. El chicharro dio a las al Portmany, que controlaba el partido y la pelota, pese a las peligrosas llegadas del adversario. Pero el conjunto local no se vio sorprendido y puso la puntilla a diez minutos del final con un gol de Rubén, diana que dejaba estéril a la conseguida por el Menorca B en el 90.

3-2. Los Reyes traen al Portmany una balsámica victoria

El Portmany se aleja de los puestos de descenso gracias a la primera victoria del nuevo año (Foto: Francisco Natera).
El Portmany se aleja de los puestos de descenso gracias a la primera victoria del nuevo año (Foto: Francisco Natera).
El Portmany ha podido celebrar un triunfo que vale un Potosí frente al Menorca B en el primer encuentro del nuevo año. Los Reyes Magos se han portado bien con los muchachos de Casanova y Maymó, quienes necesitaban urgentemente un triunfo para alejarse de los puestos de descenso. El de esta tarde era un partido vital, una auténtica final. De hecho, en San Antonio lo catalogaron como el más importante de la temporada, ya que de haber perdido, el equipo se hubiera metido en el pozo de la tabla.Pero el grupo portmanyista, a base de casta y entrega, ha sabido llevarse un choque complicado, en el que ha tenido que picar mucha piedra para salir airoso. Fueron los visitantes quienes se adelantaron en el marcador ante la sorpresa de un Portmany que supo encajar bien el golpe, ya que en el 44, Robrto logró el empate. Un tanto que daba confianza al bloque para afrontar la segunda parte.De hecho, nada más empezar el encuentro, Thierry estableció el 2-1 para alegría de los suyos y de la afición portmanyista, acostumbrada últimamente a sufrir más de la cuenta. El chicharro dio a las al Portmany, que controlaba el partido y la pelota, pese a las peligrosas llegadas del adversario. Pero el conjunto local no se vio sorprendido y puso la puntilla a diez minutos del final con un gol de Rubén, diana que dejaba estéril a la conseguida por el Menorca B en el 90.

No hay comentarios

Dejar respuesta