El portero del Portmany, optimista de cara al choque.
El portero del Portmany, optimista de cara al choque.

David Alba El portero del Portmany, Adrián Aguilera, avisa al Sant Jordi que 90 minutos en San Antonio pueden ser “molto longo” y que no esperen el trato que le dispensó el San Rafael B el pasado domingo. “Van a sudar sangre”, insiste el jugador que rechaza vencer el próximo fin de semana para hacer favores a terceros. “Si ganamos lo vamos a hacer por nuestra afición y porque no queremos que el Sant Jordi (ni nadie) celebre un título en nuestro campo”, recalca el portero que, asegura, tiene una cuenta pendiente con Adrián Ramos. “En el último partido que jugamos en San Antonio me marcó un golazo en el 93″, recuerda con amargura. No es para menos: aquel tanto de Ramos significó la derrota por 1 a 2.

El portero se siente muy agradecido con la confianza y las oportunidades que le ha brindado el Portmany desde que le cerró la puerta el Ciudad de Ibiza. Está impresionado por “el ambiente de fútbol” y el apoyo que reciben todos los fines de semana de la afición. Por eso entiende que todo lo que no sea dejarse la piel en el campo sería una decepción. “Nos queremos despedir de la gente a lo grande”, señala con seguridad el portero que, además de Ramos, destaca del Sant Jordi las cualidades de Juanito.

Sobre la polémica suscitada a raíz del 21-0 que el Sant Jordi endosó al San Rafael ‘B’ el guardameta indica que es una “exageración” y cree que perder de una forma tan abultada es una “humillación” desmesurada para los chicos de apenas 15 años que disputaron el partido. Sin embargo, entiende que el Sant Jordi fuera a por todas. “Si yo me jugara el título y el play-off a Tercera, lamentablemente, quizás hubiera hecho lo mismo”, asevera el portero que no quiere entrar a valorar si existió “mano negra” en el resultado.

En este sentido, cree que el Ciudad de Ibiza, cuyo entrenador -David Torres- hizo unas declaraciones muy duras a Periódico de Ibiza y Formentera sobre lo ocurrido en Can Guerxo, es el principal responsable de haberse quedado sin apenas opciones para hacerse con el título al haber perdido contra Sa Deportiva. Adrián, que estuvo el pasado domingo viendo a sus ex compañeros, considera que tanto la expulsión en el minuto 12 como el arbitraje fueron “correctos”. “La expulsión fue desafortunada y tonta”, lamenta el jugador que mantiene el contacto con los que hasta el año pasado eran sus compañeros.

Adri: “No queremos que el Sant Jordi celebre un título en nuestro campo”

El portero del Portmany, optimista de cara al choque.
El portero del Portmany, optimista de cara al choque.
David Alba El portero del Portmany, Adrián Aguilera, avisa al Sant Jordi que 90 minutos en San Antonio pueden ser "molto longo" y que no esperen el trato que le dispensó el San Rafael B el pasado domingo. "Van a sudar sangre", insiste el jugador que rechaza vencer el próximo fin de semana para hacer favores a terceros. "Si ganamos lo vamos a hacer por nuestra afición y porque no queremos que el Sant Jordi (ni nadie) celebre un título en nuestro campo", recalca el portero que, asegura, tiene una cuenta pendiente con Adrián Ramos. "En el último partido que jugamos en San Antonio me marcó un golazo en el 93", recuerda con amargura. No es para menos: aquel tanto de Ramos significó la derrota por 1 a 2.El portero se siente muy agradecido con la confianza y las oportunidades que le ha brindado el Portmany desde que le cerró la puerta el Ciudad de Ibiza. Está impresionado por "el ambiente de fútbol" y el apoyo que reciben todos los fines de semana de la afición. Por eso entiende que todo lo que no sea dejarse la piel en el campo sería una decepción. "Nos queremos despedir de la gente a lo grande", señala con seguridad el portero que, además de Ramos, destaca del Sant Jordi las cualidades de Juanito.Sobre la polémica suscitada a raíz del 21-0 que el Sant Jordi endosó al San Rafael 'B' el guardameta indica que es una "exageración" y cree que perder de una forma tan abultada es una "humillación" desmesurada para los chicos de apenas 15 años que disputaron el partido. Sin embargo, entiende que el Sant Jordi fuera a por todas. "Si yo me jugara el título y el play-off a Tercera, lamentablemente, quizás hubiera hecho lo mismo", asevera el portero que no quiere entrar a valorar si existió "mano negra" en el resultado.En este sentido, cree que el Ciudad de Ibiza, cuyo entrenador -David Torres- hizo unas declaraciones muy duras a Periódico de Ibiza y Formentera sobre lo ocurrido en Can Guerxo, es el principal responsable de haberse quedado sin apenas opciones para hacerse con el título al haber perdido contra Sa Deportiva. Adrián, que estuvo el pasado domingo viendo a sus ex compañeros, considera que tanto la expulsión en el minuto 12 como el arbitraje fueron "correctos". "La expulsión fue desafortunada y tonta", lamenta el jugador que mantiene el contacto con los que hasta el año pasado eran sus compañeros.

No hay comentarios

Dejar respuesta