Ángel Ramírez recala en el Xerez Club Deportivo 10 años después de su marcha a tierras baleares. / Manuel Aranda
Ángel Ramírez recala en el Xerez Club Deportivo 10 años después de su marcha a tierras baleares. / Manuel Aranda

diariodejerez.es El de Ángel Ramírez ha sido un largo viaje de ida y vuelta hasta regresar al equipo que le vio partir hace ahora diez años. El portero jerezano ha puesto fin a diez temporadas en el fútbol balear y con un pequeño paréntesis de unas semanas entrenando en un club tarraconense -Ampostá- ha decidido echar el ancla junto a su familia en Jerez, regresando al Xerez CD, club del que salió en la temporada 2004/2005.

El meta salió de la prolífica cantera del Flamenco CF, militó en su equipo cadete y dio el salto al División de Honor juvenil aún en edad cadete, jugando las dos siguientes temporadas en el Liga Nacional. Posteriormente, pasó al Xerez CD, coincidiendo en su filial con futbolistas como los hermanos Narváez, Chico, Reina, Jesús, Juan Carlos, Szendrei o Portela, entre otros, alternando entrenamientos del Xerez B con el primer equipo. Paco Chaparro se lo llevó a una concentración a mitad de temporada a Ronda pero nunca llegó a debutar con el primer equipo.

Ahora, Ángel regresa al Xerez CD y afirma que “sé al club que llego, que lamentablemente no tiene nada que ver con el de hace diez años. Conozco los problemas que existen pero estamos confiados en poder salir a competir. Estoy con muchas ganas de poder ayudar”.

El meta ha militado durante estas últimas temporadas en equipos como San Rafael, Atlético Isleño, Formentera, Ciudatdella y Peña Deportiva Sant Jordi, equipo este último en el que coincidió la pasada campaña con Juanito Benítez y Luis Lara. A sus 30 años, reconoce que “había algunas ofertas de Tercera División pero tenía ya ganas de venir para Jerez. Aquí tengo casa y qué mejor sitio que jugar en mi equipo de siempre”.

En estos años, la situación ha cambiado y desde lejos quizá se ve con mejor perspectiva: “He intentado estar al tanto de lo que ha ocurrido y la verdad es que es una pena. Las cosas se podían y se tenían que haber hecho mucho mejor. Ahora son los xerecistas los que estamos pagándolo”, asegura.

A su llegada, se encuentra con la existencia de dos equipos con similar nombre y la afición dividida. “Es una pena. Con el máximo respeto a todos, creo que Jerez como ciudad es la que pierde porque en lugar de haber un Xerez fuerte hay dos”, recapacita.

En cuanto al club que se ha encontrado, no le coge de sorpresa porque “el año pasado estuve unos días de vacaciones aquí y me entrené con ellos. Pude ver todos los problemas que había y a pesar de eso creo que no se hizo mal papel. Ojalá este año podamos salir a competir y no pasar las fatigas que pasaron mis compañeros la pasada temporada”.

Mirando posibles objetivos, apunta que “con la nueva categoría podemos luchar por entrar entre los ocho primeros. Yo creo que el Xerez se merece estar de nuevo en categoría nacional pero si no es posible el ascenso a Tercera al menos luchar por estar el año que viene en la nueva categoría”. Por último, señala que le gustaría jugar en Chapín: “Nos han dicho que hay opciones; vamos a dejar a la gente que tiene que trabajar en eso pero está claro que a todo futbolista le gustaría jugar allí”.

Ángel Ramírez regresa al Xerez CD

Ángel Ramírez recala en el Xerez Club Deportivo 10 años después de su marcha a tierras baleares. / Manuel Aranda
Ángel Ramírez recala en el Xerez Club Deportivo 10 años después de su marcha a tierras baleares. / Manuel Aranda
diariodejerez.es El de Ángel Ramírez ha sido un largo viaje de ida y vuelta hasta regresar al equipo que le vio partir hace ahora diez años. El portero jerezano ha puesto fin a diez temporadas en el fútbol balear y con un pequeño paréntesis de unas semanas entrenando en un club tarraconense -Ampostá- ha decidido echar el ancla junto a su familia en Jerez, regresando al Xerez CD, club del que salió en la temporada 2004/2005. El meta salió de la prolífica cantera del Flamenco CF, militó en su equipo cadete y dio el salto al División de Honor juvenil aún en edad cadete, jugando las dos siguientes temporadas en el Liga Nacional. Posteriormente, pasó al Xerez CD, coincidiendo en su filial con futbolistas como los hermanos Narváez, Chico, Reina, Jesús, Juan Carlos, Szendrei o Portela, entre otros, alternando entrenamientos del Xerez B con el primer equipo. Paco Chaparro se lo llevó a una concentración a mitad de temporada a Ronda pero nunca llegó a debutar con el primer equipo. Ahora, Ángel regresa al Xerez CD y afirma que "sé al club que llego, que lamentablemente no tiene nada que ver con el de hace diez años. Conozco los problemas que existen pero estamos confiados en poder salir a competir. Estoy con muchas ganas de poder ayudar". El meta ha militado durante estas últimas temporadas en equipos como San Rafael, Atlético Isleño, Formentera, Ciudatdella y Peña Deportiva Sant Jordi, equipo este último en el que coincidió la pasada campaña con Juanito Benítez y Luis Lara. A sus 30 años, reconoce que "había algunas ofertas de Tercera División pero tenía ya ganas de venir para Jerez. Aquí tengo casa y qué mejor sitio que jugar en mi equipo de siempre". En estos años, la situación ha cambiado y desde lejos quizá se ve con mejor perspectiva: "He intentado estar al tanto de lo que ha ocurrido y la verdad es que es una pena. Las cosas se podían y se tenían que haber hecho mucho mejor. Ahora son los xerecistas los que estamos pagándolo", asegura. A su llegada, se encuentra con la existencia de dos equipos con similar nombre y la afición dividida. "Es una pena. Con el máximo respeto a todos, creo que Jerez como ciudad es la que pierde porque en lugar de haber un Xerez fuerte hay dos", recapacita. En cuanto al club que se ha encontrado, no le coge de sorpresa porque "el año pasado estuve unos días de vacaciones aquí y me entrené con ellos. Pude ver todos los problemas que había y a pesar de eso creo que no se hizo mal papel. Ojalá este año podamos salir a competir y no pasar las fatigas que pasaron mis compañeros la pasada temporada". Mirando posibles objetivos, apunta que "con la nueva categoría podemos luchar por entrar entre los ocho primeros. Yo creo que el Xerez se merece estar de nuevo en categoría nacional pero si no es posible el ascenso a Tercera al menos luchar por estar el año que viene en la nueva categoría". Por último, señala que le gustaría jugar en Chapín: "Nos han dicho que hay opciones; vamos a dejar a la gente que tiene que trabajar en eso pero está claro que a todo futbolista le gustaría jugar allí".

1 Comentario

Dejar respuesta