Diego Piquero espera aumentar su cuenta goleadora.
Diego Piquero espera aumentar su cuenta goleadora.

noudiari.es La Peña Deportiva recibe este domingo en su campo al Alaró (16,30 horas) para disputar un partido que si gana le permitirá tomar una renta de tres puntos sobre el Llosetense (que ha empatado a dos con el Poblense) en la parte alta de la clasificación de la Liga, donde de ahora al final de la competición cada punto es de vital importancia, tanto para los que luchen por el título como para los que pelean por eludir el descenso de categoría.

El Alaró lleva toda la temporada tratando de huir de la parte baja de la clasificación y a pesar de que no se encuentra al borde del precipicio no tiene aún la permanencia asegurada. Así, sobre el campo habrá esta jornada dos conjuntos con objetivos muy distintos pero idéntico fin: la consecución de los tres puntos en juego.

La Peña en su estadio es un rival temible para cualquier equipo y si no se produce ningún cortocircuito de esos que de tanto en tanto sufre el bloque que entrena Mario Ormaechea en su terreno de juego y que suelen costar puntos lo más normal es que la victoria se quede en casa.

De todas formas, no se prevé un paseo de los peñistas y es que el Alaró lleva cuatro partidos sin perder y en uno de ellos arañó un punto en el feudo del líder, el Formentera, que no fue capaz de abrir la lata ante un adversario que sin hacer un gran partido supo mantener su meta a cero.

La Peña busca abrir hueco sobre el Llosetense

Diego Piquero espera aumentar su cuenta goleadora.
Diego Piquero espera aumentar su cuenta goleadora.
noudiari.es La Peña Deportiva recibe este domingo en su campo al Alaró (16,30 horas) para disputar un partido que si gana le permitirá tomar una renta de tres puntos sobre el Llosetense (que ha empatado a dos con el Poblense) en la parte alta de la clasificación de la Liga, donde de ahora al final de la competición cada punto es de vital importancia, tanto para los que luchen por el título como para los que pelean por eludir el descenso de categoría. El Alaró lleva toda la temporada tratando de huir de la parte baja de la clasificación y a pesar de que no se encuentra al borde del precipicio no tiene aún la permanencia asegurada. Así, sobre el campo habrá esta jornada dos conjuntos con objetivos muy distintos pero idéntico fin: la consecución de los tres puntos en juego. La Peña en su estadio es un rival temible para cualquier equipo y si no se produce ningún cortocircuito de esos que de tanto en tanto sufre el bloque que entrena Mario Ormaechea en su terreno de juego y que suelen costar puntos lo más normal es que la victoria se quede en casa. De todas formas, no se prevé un paseo de los peñistas y es que el Alaró lleva cuatro partidos sin perder y en uno de ellos arañó un punto en el feudo del líder, el Formentera, que no fue capaz de abrir la lata ante un adversario que sin hacer un gran partido supo mantener su meta a cero.

1 Comentario

Dejar respuesta