El jugador del San Rafael B acumula 9 goles, uno menos que Adrián Ramos, del Sat Jordi.
El jugador del San Rafael B acumula 9 goles, uno menos que Adrián Ramos, del Sat Jordi.

Francisco Natera. Sí, tal cual han leído. Juega en el San Rafael B y, salvando las distancias, es el Cristiano Ronaldo de la Liga Interpueblos, el francotirador del balompié doméstico. Es la estrella del equipo de Toni Ortiz y uno de los jugadores más determinantes del torneo. Su nombre, Manu Cabezuelo, un joven mediapunta que puede presumir de ser el futbolista con mejor coeficiente goleador, 1.8 chicharros por partido cuando sólo se han disputado 8 jornadas.

El crack del filial rafeler acumula un total de 9 dianas (3 de penalti) y se encuentra a una del Pichichi de la competición, un Adrián Ramos que arroja 10. Los números del joven artillero, no obstante, son mejores que los del verdinegro, ya que los goles los ha marcado en únicamente cinco partidos, cuando el cañonero del Kiko Serra ha necesitado seis para materializar sus golitos, 1.6667 por choque. Eso sí, ninguno de pena máxima.

Manu Cabezuelo está tirando del carro en el San Rafael B y prueba de ello es que la pasada jornada, ante el San José, fue el autor de los cuatro tantos de los suyos en un partido que concluyó 4-4. Además, el fin de semana anterior, frente al Luchador, el pistolero del Sanra clavó tres de los cuatro dardos que dieron la victoria al grupo de Toni Ortiz.

El falso 9 se encuentra en estado de gracia y todo lo que toca lo enchufa para dentro. Siete goles en dos partidos son unos registros brillantes para un futbolista humilde, nada mediático y que ya ha tenido minutos en el primer equipo, el de Vicente Román. “La verdad es que estoy muy contento; las cosas me están saliendo muy bien y va a ser verdad el dicho que dice que el fútbol se mueve por estados de ánimo”, afirma el estilete.

El mediapunta ha marcado 7 chicharros en los dos últimos partidos, convirtiéndose en el jugador más determinante.
El mediapunta ha marcado 7 chicharros en los dos últimos partidos, convirtiéndose en el jugador más determinante.

Manu está viviendo un momento personal especial y esta felicidad la proyecta en el terreno de juego. “Hace poco conocí a un chica y puede que esto influya en mi estado de forma de cara al gol”, sostiene con sentido del humor el jugador, quien explica que algunos de los goles que ha marcado se los ha dedicado. “También a mi abuelo, que ha fallecido”, añade.

Desea el futbolista prolongar su idilio con el gol todo lo que pueda y comenta que si sus chicharros sirven para que el plantel sume puntos, mejor que mejor. “El San Rafael B no tiene como objetivo jugar la Regional Preferente. Somos un grupo de jugadores jóvenes que buscamos ganarnos la confianza del míster del Tercera para poder tener minutos. Vamos partido a partido, con ilusión y con la idea de dar guerra. Si mi aportación es en beneficio del equipo, que dure la racha”, indica.

Manu se está ganando a pulso que Vicente Román cuente con él para próximos partidos. De hecho, el gallego valora mucho el trabajo del joven y ya le ha convocado en varios partidos. Sabe la figura del San Rafael B lo que que es debutar ya en Tercera y sus aspiraciones pasan por volver a disfrutar con los compañeros de la primera plantilla del club. “Es mi intención; ojalá lleguen más oportunidades, las cuales aprovecharé al máximo. Lucas Chirino, por ejemplo, ya se ha hecho un hueco con los grandes y a ver si yo soy capaz de conseguirlo también”, concluye.

Manu Cabezuelo, el francotirador de la Interpueblos

El jugador del San Rafael B acumula 9 goles, uno menos que Adrián Ramos, del Sat Jordi.
El jugador del San Rafael B acumula 9 goles, uno menos que Adrián Ramos, del Sat Jordi.
Francisco Natera. Sí, tal cual han leído. Juega en el San Rafael B y, salvando las distancias, es el Cristiano Ronaldo de la Liga Interpueblos, el francotirador del balompié doméstico. Es la estrella del equipo de Toni Ortiz y uno de los jugadores más determinantes del torneo. Su nombre, Manu Cabezuelo, un joven mediapunta que puede presumir de ser el futbolista con mejor coeficiente goleador, 1.8 chicharros por partido cuando sólo se han disputado 8 jornadas. El crack del filial rafeler acumula un total de 9 dianas (3 de penalti) y se encuentra a una del Pichichi de la competición, un Adrián Ramos que arroja 10. Los números del joven artillero, no obstante, son mejores que los del verdinegro, ya que los goles los ha marcado en únicamente cinco partidos, cuando el cañonero del Kiko Serra ha necesitado seis para materializar sus golitos, 1.6667 por choque. Eso sí, ninguno de pena máxima. Manu Cabezuelo está tirando del carro en el San Rafael B y prueba de ello es que la pasada jornada, ante el San José, fue el autor de los cuatro tantos de los suyos en un partido que concluyó 4-4. Además, el fin de semana anterior, frente al Luchador, el pistolero del Sanra clavó tres de los cuatro dardos que dieron la victoria al grupo de Toni Ortiz. El falso 9 se encuentra en estado de gracia y todo lo que toca lo enchufa para dentro. Siete goles en dos partidos son unos registros brillantes para un futbolista humilde, nada mediático y que ya ha tenido minutos en el primer equipo, el de Vicente Román. "La verdad es que estoy muy contento; las cosas me están saliendo muy bien y va a ser verdad el dicho que dice que el fútbol se mueve por estados de ánimo", afirma el estilete.
El mediapunta ha marcado 7 chicharros en los dos últimos partidos, convirtiéndose en el jugador más determinante.
El mediapunta ha marcado 7 chicharros en los dos últimos partidos, convirtiéndose en el jugador más determinante.
Manu está viviendo un momento personal especial y esta felicidad la proyecta en el terreno de juego. "Hace poco conocí a un chica y puede que esto influya en mi estado de forma de cara al gol", sostiene con sentido del humor el jugador, quien explica que algunos de los goles que ha marcado se los ha dedicado. "También a mi abuelo, que ha fallecido", añade. Desea el futbolista prolongar su idilio con el gol todo lo que pueda y comenta que si sus chicharros sirven para que el plantel sume puntos, mejor que mejor. "El San Rafael B no tiene como objetivo jugar la Regional Preferente. Somos un grupo de jugadores jóvenes que buscamos ganarnos la confianza del míster del Tercera para poder tener minutos. Vamos partido a partido, con ilusión y con la idea de dar guerra. Si mi aportación es en beneficio del equipo, que dure la racha", indica. Manu se está ganando a pulso que Vicente Román cuente con él para próximos partidos. De hecho, el gallego valora mucho el trabajo del joven y ya le ha convocado en varios partidos. Sabe la figura del San Rafael B lo que que es debutar ya en Tercera y sus aspiraciones pasan por volver a disfrutar con los compañeros de la primera plantilla del club. "Es mi intención; ojalá lleguen más oportunidades, las cuales aprovecharé al máximo. Lucas Chirino, por ejemplo, ya se ha hecho un hueco con los grandes y a ver si yo soy capaz de conseguirlo también", concluye.

1 Comentario

Dejar respuesta