Toni Ramírez regresa a Can Misses para poner su granito de arena.

El fichaje de Toni Ramírez por el Isleño es el mejor regalo de Reyes y el único fichaje en el mercado de invierno para un equipo que regresó ayer a los entrenamientos después de las vacaciones de Navidad con dos meses -noviembre y diciembre- pendientes de pago. Aún así, la plantilla ha arrancado el nuevo año con ganas, aunque, según ha podido saber Fútbol Pitiuso, hay, al menos, un jugador que no ve claro su futuro vestido de azul y ha tocado la puerta de otro club de la Isla con la intención de cambiar de aires cansado de la difícil situación económica de la entidad. En este sentido, uno de los futbolistas importantes del grupo podría causar baja durante los próximos días si lleva a cabo su propósito.
No obstante, Toni Ramírez regresa a Can Misses ilusionado, con la intención de sumar para que el conjunto atlético consiga sus objetivos. Para él, el dinero “no es lo más importante” y dio el sí quiero al ofrecimiento del director deportivo, Toni Torres. El delantero quiere volver a sentirse jugador de fútbol y no ha dudado a la hora de firmar por los corsarios. “Me apetecía volver a competir; tenía mono y cuando me llamaron decidí volver”, asegura el atacante, a quien apenas le debe dinero el club. “Tengo pendiente de cobro un mes y medio de la temporada pasada; prácticamente estoy liquidado, aunque me han prometido que saldarán la deuda en cuanto puedan”, indica.
El exportmanyista tiene muy claro que del fútbol, y más en Tercera, no se puede vivir, así que su idea es disfrutar en el terreno de juego mientras pueda aguantar el ritmo. “Para jugar en Regional siempre estaré a tiempo. Quiero pasármelo bien y divertirme”, sostiene un Toni Ramírez que está convencido que el Isleño tiene plantilla suficiente para salvar la categoría. “Prácticamente, somos los mismos del año pasado, excepto el portero, Ángel, y algunos sub-23. Hay calidad de sobra para no pasar muchos apuros y mantener al equipo”, subraya el ariete, que asegura estar preparado físicamente para debutar la próxima jornada. “Me veo bien, la verdad. No sé si para aguantar todo el partido, pero sí para jugar y me apetecería mucho poder estrenarme”, concluye.

Toni Ramírez: “Me apetecía volver a competir”

Toni Ramírez regresa a Can Misses para poner su granito de arena.
El fichaje de Toni Ramírez por el Isleño es el mejor regalo de Reyes y el único fichaje en el mercado de invierno para un equipo que regresó ayer a los entrenamientos después de las vacaciones de Navidad con dos meses -noviembre y diciembre- pendientes de pago. Aún así, la plantilla ha arrancado el nuevo año con ganas, aunque, según ha podido saber Fútbol Pitiuso, hay, al menos, un jugador que no ve claro su futuro vestido de azul y ha tocado la puerta de otro club de la Isla con la intención de cambiar de aires cansado de la difícil situación económica de la entidad. En este sentido, uno de los futbolistas importantes del grupo podría causar baja durante los próximos días si lleva a cabo su propósito.
No obstante, Toni Ramírez regresa a Can Misses ilusionado, con la intención de sumar para que el conjunto atlético consiga sus objetivos. Para él, el dinero "no es lo más importante" y dio el sí quiero al ofrecimiento del director deportivo, Toni Torres. El delantero quiere volver a sentirse jugador de fútbol y no ha dudado a la hora de firmar por los corsarios. "Me apetecía volver a competir; tenía mono y cuando me llamaron decidí volver", asegura el atacante, a quien apenas le debe dinero el club. "Tengo pendiente de cobro un mes y medio de la temporada pasada; prácticamente estoy liquidado, aunque me han prometido que saldarán la deuda en cuanto puedan", indica.
El exportmanyista tiene muy claro que del fútbol, y más en Tercera, no se puede vivir, así que su idea es disfrutar en el terreno de juego mientras pueda aguantar el ritmo. "Para jugar en Regional siempre estaré a tiempo. Quiero pasármelo bien y divertirme", sostiene un Toni Ramírez que está convencido que el Isleño tiene plantilla suficiente para salvar la categoría. "Prácticamente, somos los mismos del año pasado, excepto el portero, Ángel, y algunos sub-23. Hay calidad de sobra para no pasar muchos apuros y mantener al equipo", subraya el ariete, que asegura estar preparado físicamente para debutar la próxima jornada. "Me veo bien, la verdad. No sé si para aguantar todo el partido, pero sí para jugar y me apetecería mucho poder estrenarme", concluye.



No hay comentarios

Dejar respuesta