2-0. Derrota con orgullo

0
487

Gran test en La Nucía. La Unión Deportiva Ibiza ha perdido contra el Elche Club de Fútbol, pero ha dado la talla contra los franjiverdes. El equipo de Segunda División A se ha impuesto gracias a una volea de Nino, su incombustible capitán, en la primera parte (17′), y a un cabezazo de Nuke Mfulu tras el descanso (67′).

Los ibicencos salieron al Camilo Cano a tutear a su rival. Al segundo minuto de juego, Javi Pérez ya buscó el gol con un remate lejano. En el 4′, una dura entrada de César sobre Kike López se saldó con la primera amarilla del encuentro. Estaba claro que el partido tenía ritmo. El Ibiza empezaba a proponer cuando Nino apareció en escena. Al almeriense le cayó un balón en su hábitat natural, el área. Con un efectivo remate esquivó los esfuerzos de Germán y Gonzalo por evitar el gol.

El Ibiza no se achantó y atacó a lomos de Raí. El carioca tiró primero, raso, buscando el palo izquierdo de San Román, el portero del Elche. Luego un centro envenenado de Raí estuvo a punto de rematarlo Cirio. La trilogía de ocasiones concluyó con una jugada por banda derecha: Raí la agarró cerca de la línea de fondo, dribló y puso un medido centro-chut que mandó un defensa a córner.

En la segunda mitad, Kike López estuvo muy cerca de marcar con un potente tiro que culminó un gran cabalgada por el carril diestro.  Fue la más clara del Ibiza en un segundo tiempo en el que acabaron jugando los nueve futbolistas que empezaron el partido junto a Pablo Alfaro en el banquillo. Kwasi Sibo disputó sus primeros minutos como futbolista del Ibiza. Lucas Anacker entró por Germán tras la reanudación y realizó varias buenas paradas. Una de ellas, a tiro de Pere Milla, mandó la pelota a córner. En el saque de esquina, Nuke Mfulu se elevó en el área y cabeceó a la red.

Pese a ir a remolque en el marcador, la imagen del Ibiza no se deslució. Los celestes (hoy nuevamente de negro) terminaron un partido de mucho ritmo presionando la salida de balón del rival y tratando de reducir diferencias en el electrónico cada vez que robaban. No pudo ser, pero el equipo acumula experiencia competitiva de calidad para los partidos oficiales que llegarán en apenas tres semanas.

Compartir
Artículo anterior¡Bravooooo!
Artículo siguienteUn bombón

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.