Un partido de prebenjamines. LUIS HERRERA.

La intención es aplicar medidas en las categorías prebenjamín, benjamín y alevín, que implicarían cambiar el reglamento
Se pretende que todos los jugadores disputen al menos dos cuartos y variar el sistema de resultados, entre otras actuaciones

El Consell de Eivissa, del que depende el deporte escolar, quiere cambiar el fútbol de base convirtiéndolo en un deporte más ético, en el que primen los valores del juego limpio, la deportividad y el desarrollo personal de los jóvenes futbolistas por encima de la competitividad. Ya ha mantenido cuatro reuniones con los clubes ibicencos y los responsables de la delegación insular para poner en marcha una batería de medidas encaminadas a «mejorar ciertas conductas incívicas» y «ofrecer las mismas oportunidades a los deportistas del fútbol base», según figura en el borrador de acuerdo propuesto, al que ha tenido acceso Diario de Ibiza.
Por el momento, la máxima institución ibicenca quiere actuar en las categorías de prebenjamín, benjamín y alevín, en las que considera que es clave un cambio de rumbo.
La principal actuación es variar el reglamento. Se pretende que todos los futbolistas de los equipos jueguen, como mínimo, dos cuartos en cada partido, priorizando «la participación y la formación frente a la competición», según el documento enviado a los clubes. En la actualidad, de los cuatro periodos que dura un encuentro se establece que todos los futbolistas disputen al menos uno. Sin embargo, se han detectado casos de entrenadores que incumplen esta norma, recurriendo a trampas para que en el campo estén sus mejores futbolistas el mayor tiempo posible.
Además, se quiere que en las categorías mencionadas anteriormente exista la posibilidad de inscribir a los conjuntos en dos niveles, «uno más competitivo y otro menos», dejando la decisión en manos de las propias entidades. De esta manera lo que se desea evitar es la gran diferencia que existe entre los equipos de primer y segundo año, especialmente en los Torneos de Clasifación previos a las Ligas.

Seguir leyendo Diario de Ibiza

El Consell de Ibiza insta a los clubes a promover un fútbol más ético

Un partido de prebenjamines. LUIS HERRERA.

La intención es aplicar medidas en las categorías prebenjamín, benjamín y alevín, que implicarían cambiar el reglamento
Se pretende que todos los jugadores disputen al menos dos cuartos y variar el sistema de resultados, entre otras actuaciones

El Consell de Eivissa, del que depende el deporte escolar, quiere cambiar el fútbol de base convirtiéndolo en un deporte más ético, en el que primen los valores del juego limpio, la deportividad y el desarrollo personal de los jóvenes futbolistas por encima de la competitividad. Ya ha mantenido cuatro reuniones con los clubes ibicencos y los responsables de la delegación insular para poner en marcha una batería de medidas encaminadas a «mejorar ciertas conductas incívicas» y «ofrecer las mismas oportunidades a los deportistas del fútbol base», según figura en el borrador de acuerdo propuesto, al que ha tenido acceso Diario de Ibiza.
Por el momento, la máxima institución ibicenca quiere actuar en las categorías de prebenjamín, benjamín y alevín, en las que considera que es clave un cambio de rumbo.
La principal actuación es variar el reglamento. Se pretende que todos los futbolistas de los equipos jueguen, como mínimo, dos cuartos en cada partido, priorizando «la participación y la formación frente a la competición», según el documento enviado a los clubes. En la actualidad, de los cuatro periodos que dura un encuentro se establece que todos los futbolistas disputen al menos uno. Sin embargo, se han detectado casos de entrenadores que incumplen esta norma, recurriendo a trampas para que en el campo estén sus mejores futbolistas el mayor tiempo posible.
Además, se quiere que en las categorías mencionadas anteriormente exista la posibilidad de inscribir a los conjuntos en dos niveles, «uno más competitivo y otro menos», dejando la decisión en manos de las propias entidades. De esta manera lo que se desea evitar es la gran diferencia que existe entre los equipos de primer y segundo año, especialmente en los Torneos de Clasifación previos a las Ligas.

Seguir leyendo Diario de Ibiza

No hay comentarios

Dejar respuesta