Impera el sentido común en el CD Ibiza

0
440
Rubén Melo, a la derecha, durante la presentación del proyecto deportivo del CD Ibiza de la pasada temporada (Foto: Paco Natera).

Paco Natera El CD Ibiza, pese a no estar muy por la labor de abandonar la oficinas y el bar de Can Misses, instalaciones que se encuentran debajo de la grada nueva, se lo ha pensado mejor y ha preferido no entrar en una guerra absurda con el Patronato de Deportes del Ayuntamiento de Vila, entregando las llaves para que sea el Ciudad de Ibiza, que milita en superior categoría, el club que gestione a partir de ahora ambas infraestructuras.

En una reunión que tuvo lugar el pasado viernes a las 9:00 horas en la sede del Patronato, Rubén Melo, directivo del CD Ibiza que acudió en calidad de representante de la entidad, comunicó a los funcionarios del consistorio la nueva voluntad de los mandamases de la sociedad ibicenca: entregar las oficina y el bar. No obstante, los responsables de deportes del Ayuntamiento cedieron un nuevo emplazamiento al club que preside Juan Vicente Roig.

Bizafor 1

Finalmente, imperó el sentido común, en parte, gracias al buen hacer de Rubén Melo, que fue a dar la cara al Patronato. “Era lo más sensato. Nosotros únicamente tenemos un equipo en competición y jugamos en Regional. Sin embargo, el Ciudad de Ibiza está en Tercera División. Siempre han disfrutado estas instalaciones los clubes que militan en superior categoría y debe seguir siendo así”, afirma el dirigente rojillo.

No obstante, la nueva sede del CD Ibiza no estará muy lejos de la que ha sido hasta ahora durante las últimas cuatro temporadas. “Estaremos unos metros más adelante, al final del pasillo”, sostiene un Rubén Melo que confirma que la plantilla que entrena Iván Córdoba entrenará durante el curso 2016-2017 en Can Cantó. “Los partidos, aún así, los jugaremos en Can Misses”, afirma el responsable del club deportivo.

Impera el sentido común en el CD Ibiza

Paco Natera El CD Ibiza, pese a no estar muy por la labor de abandonar la oficinas y el bar de Can Misses, instalaciones que se encuentran debajo de la grada nueva, se lo ha pensado mejor y ha preferido no entrar en una guerra absurda con el Patronato de Deportes del Ayuntamiento de Vila, entregando las llaves para que sea el Ciudad de Ibiza, que milita en superior categoría, el club que gestione a partir de ahora ambas infraestructuras. En una reunión que tuvo lugar el pasado viernes a las 9:00 horas en la sede del Patronato, Rubén Melo, directivo del CD Ibiza que acudió en calidad de representante de la entidad, comunicó a los funcionarios del consistorio la nueva voluntad de los mandamases de la sociedad ibicenca: entregar las oficina y el bar. No obstante, los responsables de deportes del Ayuntamiento cedieron un nuevo emplazamiento al club que preside Juan Vicente Roig. Bizafor 1 Finalmente, imperó el sentido común, en parte, gracias al buen hacer de Rubén Melo, que fue a dar la cara al Patronato. "Era lo más sensato. Nosotros únicamente tenemos un equipo en competición y jugamos en Regional. Sin embargo, el Ciudad de Ibiza está en Tercera División. Siempre han disfrutado estas instalaciones los clubes que militan en superior categoría y debe seguir siendo así", afirma el dirigente rojillo. No obstante, la nueva sede del CD Ibiza no estará muy lejos de la que ha sido hasta ahora durante las últimas cuatro temporadas. "Estaremos unos metros más adelante, al final del pasillo", sostiene un Rubén Melo que confirma que la plantilla que entrena Iván Córdoba entrenará durante el curso 2016-2017 en Can Cantó. "Los partidos, aún así, los jugaremos en Can Misses", afirma el responsable del club deportivo.

No hay comentarios

Dejar respuesta