El máximo goleador del Poblense confía en acabar con la resistencia de los pitiusos, que llevan once partidos consecutivos sin encajar un solo tanto. Facebook
El máximo goleador del Poblense confía en acabar con la resistencia de los pitiusos, que llevan once partidos consecutivos sin encajar un solo tanto. Facebook

diariodeibiza.es El Formentera tendrá que apretar mucho los dientes si quiere conservar el liderato de la Tercera División balear de fútbol en lo que queda de año. El calendario que les queda a los rojillos es de aúpa: Poblense, Llosetense y Binissalem (situados todos entre los diez primeros de la Liga).

El primer gran escollo será hoy en Sa Pobla (a partir de las 12.30 horas), en donde se pondrá en juego la racha pitiusa de once partidos seguidos sin perder y sin encajar un gol: «Si quieren mantener su imbatibilidad van a tener que sufrir», manifestó ayer Jaume Pou, máximo artillero del Poblense con cinco goles.

El Formentera se ha convertido en el rival a batir. Tras tres temporadas consecutivas en la categoría nacional, ha pasado de ser un equipo simpático a ser otro al que los contrarios tienen ´ganas´.

Los formenterenses acumulan registros de equipo campeón, con solo tres goles encajados y una sola derrota en quince encuentros (la que le endosó la Peña Deportiva en el derbi en la cuarta jornada de competición). «Sabemos que será un partido complicado porque el Formentera está muy fuerte. Su bagaje de tantos en contra es una barbaridad», comentó el atacante de los azulgranas.

Pero hoy deberán andarse con ojo ante el Poblense, que marcha quinto en la clasificación y solo está a un punto de la zona de play-off de ascenso a la Segunda División B. Su fortaleza reside en su campo –de césped natural y de grandes dimensiones–, en el que no ha perdido ningún partido todavía (ha ganado seis y ha empatado uno). Pou afirma que «poco a poco» su equipo está más entonado y aspira a «hacer algo bonito» esta temporada.

Los mallorquines ya saben lo que es batir al líder. El segundo fin de semana de noviembre visitó su campo el Llosetense, que marchaba primero en la tabla y que mordió el polvo en Sa Pobla por 3–1. Además, hace tres jornadas el Poblense también arrancó un punto en su visita al Binissalem (1-1).

Tanto en este último encuentro como en el del Llosetense, Jaume Pou marcó un gol. Es la primera temporada del ariete en Tercera, a la que llegó tras destacar en el Santa Eugènia, con el que marcó 70 goles en dos campañas.

Por su parte, Luis Elcacho, entrenador del Formentera, se mostró positivo de cara al choque de hoy, para el que afirmó que llegan «preparados».

El delantero desea marcarle a Contreras
«Me gustaría ser el que acabara con el récord de imbatibilidad de Marcos Contreras. Pero no por él, sino porque probablemente sería beneficioso para mi equipo». Así se expresó ayer Jaume Pou, que es el máximo goleador del Poblense y que hoy representará uno de los peligros para el portero del Formentera, que acumula 996 minutos consecutivos sin recoger el balón de las mallas de su portería.

El meta sevillano tiene a tiro de piedra el registro de Vicente Román. El actual entrenador del Sant Rafel estuvo 1008 minutos sin encajar un gol en su etapa de portero en la SD Ibiza (en la temporada 1991 -92).

El arquero gallego vio cortado su registro el 1 de febrero de 1992, en el encuentro que Sa Deportiva jugó en el campo del Ferriolense, en el que los ibicencos empataron 1-1. En el minuto 18 del encuentro, Bueno transformó un penalti –que las crónicas dicen que fue inexistente– que ponía el 1-0 y que acababa con el importante registro de Román.

Pou: “El Formentera va a tener que sufrir si quiere mantener su récord de imbatibilidad”

El máximo goleador del Poblense confía en acabar con la resistencia de los pitiusos, que llevan once partidos consecutivos sin encajar un solo tanto. Facebook
El máximo goleador del Poblense confía en acabar con la resistencia de los pitiusos, que llevan once partidos consecutivos sin encajar un solo tanto. Facebook
diariodeibiza.es El Formentera tendrá que apretar mucho los dientes si quiere conservar el liderato de la Tercera División balear de fútbol en lo que queda de año. El calendario que les queda a los rojillos es de aúpa: Poblense, Llosetense y Binissalem (situados todos entre los diez primeros de la Liga). El primer gran escollo será hoy en Sa Pobla (a partir de las 12.30 horas), en donde se pondrá en juego la racha pitiusa de once partidos seguidos sin perder y sin encajar un gol: «Si quieren mantener su imbatibilidad van a tener que sufrir», manifestó ayer Jaume Pou, máximo artillero del Poblense con cinco goles. El Formentera se ha convertido en el rival a batir. Tras tres temporadas consecutivas en la categoría nacional, ha pasado de ser un equipo simpático a ser otro al que los contrarios tienen ´ganas´. Los formenterenses acumulan registros de equipo campeón, con solo tres goles encajados y una sola derrota en quince encuentros (la que le endosó la Peña Deportiva en el derbi en la cuarta jornada de competición). «Sabemos que será un partido complicado porque el Formentera está muy fuerte. Su bagaje de tantos en contra es una barbaridad», comentó el atacante de los azulgranas. Pero hoy deberán andarse con ojo ante el Poblense, que marcha quinto en la clasificación y solo está a un punto de la zona de play-off de ascenso a la Segunda División B. Su fortaleza reside en su campo –de césped natural y de grandes dimensiones–, en el que no ha perdido ningún partido todavía (ha ganado seis y ha empatado uno). Pou afirma que «poco a poco» su equipo está más entonado y aspira a «hacer algo bonito» esta temporada. Los mallorquines ya saben lo que es batir al líder. El segundo fin de semana de noviembre visitó su campo el Llosetense, que marchaba primero en la tabla y que mordió el polvo en Sa Pobla por 3–1. Además, hace tres jornadas el Poblense también arrancó un punto en su visita al Binissalem (1-1). Tanto en este último encuentro como en el del Llosetense, Jaume Pou marcó un gol. Es la primera temporada del ariete en Tercera, a la que llegó tras destacar en el Santa Eugènia, con el que marcó 70 goles en dos campañas. Por su parte, Luis Elcacho, entrenador del Formentera, se mostró positivo de cara al choque de hoy, para el que afirmó que llegan «preparados». El delantero desea marcarle a Contreras «Me gustaría ser el que acabara con el récord de imbatibilidad de Marcos Contreras. Pero no por él, sino porque probablemente sería beneficioso para mi equipo». Así se expresó ayer Jaume Pou, que es el máximo goleador del Poblense y que hoy representará uno de los peligros para el portero del Formentera, que acumula 996 minutos consecutivos sin recoger el balón de las mallas de su portería. El meta sevillano tiene a tiro de piedra el registro de Vicente Román. El actual entrenador del Sant Rafel estuvo 1008 minutos sin encajar un gol en su etapa de portero en la SD Ibiza (en la temporada 1991 -92). El arquero gallego vio cortado su registro el 1 de febrero de 1992, en el encuentro que Sa Deportiva jugó en el campo del Ferriolense, en el que los ibicencos empataron 1-1. En el minuto 18 del encuentro, Bueno transformó un penalti –que las crónicas dicen que fue inexistente– que ponía el 1-0 y que acababa con el importante registro de Román.

No hay comentarios

Dejar respuesta