El preparador gallego recuerda que el gol que frenó su imbatibilidad fue de penalti inexistente.
El preparador gallego recuerda que el gol que frenó su imbatibilidad fue de penalti inexistente.

Francisco Natera. “Ojalá me supere y consiga el rércord”. Así de claro y conciso se expresó Vicente Román al ser preguntado por la posibilidad de que el portero del Formentera, Marcos Contreras, pueda pulverizar su brillante registro de imbatibilidad, 1008 minutos, conseguido en la temporada 1991-1992 defendiendo el arco del Ibiza. “Sinceramente, si logra el reto me alegraré por él porque es un gran guardameta, ágil y rápido, que ha demostrado su calidad durante las últimas campañas”, apuntó el gallego.

Vicente Román, en el curso del ascenso a Segunda División B del conjunto deportivista, entrenado por Roberto Puerto, dejó su portería a cero desde la jornada 11 -el Ibiza ganó 5-0 al Arenal- hasta la 22, cuando vio truncada su inmaculada trayectoria por mor de un pena máxima inexistente en el terreno de juego del Ferriolense. “Acabamos 1-1 y el peanalti no fue”, recuerda el exportero, que peleó, sin éxito, por alcanzar el récord de Abel Resino, guardameta del Atlético de Madrid. “Al final, no pude conseguir los 1275 minutos”, concluye.

Vicente Román: “Ojalá Marcos me supere”

El preparador gallego recuerda que el gol que frenó su imbatibilidad fue de penalti inexistente.
El preparador gallego recuerda que el gol que frenó su imbatibilidad fue de penalti inexistente.
Francisco Natera. "Ojalá me supere y consiga el rércord". Así de claro y conciso se expresó Vicente Román al ser preguntado por la posibilidad de que el portero del Formentera, Marcos Contreras, pueda pulverizar su brillante registro de imbatibilidad, 1008 minutos, conseguido en la temporada 1991-1992 defendiendo el arco del Ibiza. "Sinceramente, si logra el reto me alegraré por él porque es un gran guardameta, ágil y rápido, que ha demostrado su calidad durante las últimas campañas", apuntó el gallego. Vicente Román, en el curso del ascenso a Segunda División B del conjunto deportivista, entrenado por Roberto Puerto, dejó su portería a cero desde la jornada 11 -el Ibiza ganó 5-0 al Arenal- hasta la 22, cuando vio truncada su inmaculada trayectoria por mor de un pena máxima inexistente en el terreno de juego del Ferriolense. "Acabamos 1-1 y el peanalti no fue", recuerda el exportero, que peleó, sin éxito, por alcanzar el récord de Abel Resino, guardameta del Atlético de Madrid. "Al final, no pude conseguir los 1275 minutos", concluye.

3 Comentarios

Dejar respuesta