Albert Urrea, ayer en el Jardí de ses Eres, detrás de la iglesia de Sant Francesc, en Formentera.
Albert Urrea, ayer en el Jardí de ses Eres, detrás de la iglesia de Sant Francesc, en Formentera.

diariodeibiza.es Los partidos importantes son los que marcan en rojo los jugadores destacados de cada equipo. Es lo que han hecho Rafa Carvajal –delantero del Sant Rafel– y Albert Urrea –centrocampista del Formentera– con el duelo que jugarán ambos conjuntos mañana en el campo municipal rafeler a partir de las 18 horas. Para los dos, casi recién llegados a sus equipos, es el perfecto escaparate para mostrar sus virtudes, que a tenor de lo exhibido en otras escuadras son muchas. Urrea disputará su primer derbi pitiuso, mientras que Carvajal, aunque ya jugó alguno la temporada pasada con la Peña Deportiva, se perdió muchos por culpa de las lesiones.

El atacante de los blues ya manifestó la semana pasada que quiere «asumir el rol» de jugador importante en el bloque que entrena Vicente Román. De hecho, tiene «ganas» de marcar su primer tanto con el Sant Rafel y estaría muy contento de hacerlo mañana frente a los formenterenses: «Si es en el derbi mejor porque se trata de un partido más sonado», declaró el extremeño, que quiere «demostrarle a la afición el futbolista que han traído».

Carvajal cree que su conjunto tiene todas las posibilidades del mundo de batir al Formentera si juegan como en la segunda parte frente al Poblense, que fue «perfecta» para el expunta del Extremadura. «Sabemos en qué tenemos problemas a veces y en qué podemos hacer mucho daño. Estando nosotros bien, es difícil que algún equipo contrarrestre nuestras virtudes».
Reconoció que los formenterenses son un rival «con muy pocas flaquezas», además de una escuadra «muy buena de medio campo para adelante» y «contundente atrás». Por tanto, instó a su conjunto a «estar muy bien» para intentar vencer.

Incluso a pesar de que la estadística juega en contra del Sant Rafel. Como local solo ha ganado dos partidos hasta el momento y se enfrenta a un Formentera que es todo un especialista como visitante (acumula 12 de 18 puntos posibles a domicilio): «Es el mejor momento posible para empezar a cambiar esta estadística porque este partido tiene más glamour, aunque al fin y al cabo están en juego tres puntos, como en cualquier otro encuentro».

«Fútbol de verdad»
El atacante de los de Sant Antoni guarda buen recuerdo de estos duelos de rivalidad local, con gradas llenas y mucho entusiasmo entre los aficionados. Una estampa que no tiene nada que ver con lo que se ve habitualmente: «En estos partidos se ve ambiente de fútbol de verdad».

Albert Urrea también tiene claro que así será porque aseguró que se espera que viajen bastantes aficionados de los rojillos a Ibiza: «Cuando llegué al club el primer día –hoy cumple once con los formenterenses– ya estaban preparando un viaje para este derbi. Ya me han dicho que nuestra afición se moviliza al máximo y casi supera a la del rival. Hay que intentar darles una alegría», dijo el centrocampista.

El medio catalán afirmó que tiene constancia de que el Sant Rafel «tiene equipo para estar más arriba de lo que está en la clasificación» y espera «un partido complicado» tanto por el nivel del contrincante como por «la motivación» que tendrá el bloque que dirige Vicente Román. «No va a ser ni mucho menos un paseo. Tendremos que sufrir, y mucho, para sacar algo positivo».

El último fichaje del Formentera no sabe si será titular mañana, pero recalcó que está «físicamente bien» y «a disposición del míster» por si desea incluirlo de inicio o cuando lo considere. «Lo que decida estará bien».

Declaró que el Formentera «está capacitado para llevar la iniciativa en casi todos los partidos» e intentará que así sea ante el Sant Rafel, un conjunto que habitualmente también apuesta por controlar la posesión del balón.

Por último, Urrea no se atrevió dar un resultado y solo dijo que firma «ganar» de cualquier manera.

Albert Urrea y Rafa Carvajal, en el escaparate del derbi pitiuso

Albert Urrea, ayer en el Jardí de ses Eres, detrás de la iglesia de Sant Francesc, en Formentera.
Albert Urrea, ayer en el Jardí de ses Eres, detrás de la iglesia de Sant Francesc, en Formentera.
diariodeibiza.es Los partidos importantes son los que marcan en rojo los jugadores destacados de cada equipo. Es lo que han hecho Rafa Carvajal –delantero del Sant Rafel– y Albert Urrea –centrocampista del Formentera– con el duelo que jugarán ambos conjuntos mañana en el campo municipal rafeler a partir de las 18 horas. Para los dos, casi recién llegados a sus equipos, es el perfecto escaparate para mostrar sus virtudes, que a tenor de lo exhibido en otras escuadras son muchas. Urrea disputará su primer derbi pitiuso, mientras que Carvajal, aunque ya jugó alguno la temporada pasada con la Peña Deportiva, se perdió muchos por culpa de las lesiones. El atacante de los blues ya manifestó la semana pasada que quiere «asumir el rol» de jugador importante en el bloque que entrena Vicente Román. De hecho, tiene «ganas» de marcar su primer tanto con el Sant Rafel y estaría muy contento de hacerlo mañana frente a los formenterenses: «Si es en el derbi mejor porque se trata de un partido más sonado», declaró el extremeño, que quiere «demostrarle a la afición el futbolista que han traído». Carvajal cree que su conjunto tiene todas las posibilidades del mundo de batir al Formentera si juegan como en la segunda parte frente al Poblense, que fue «perfecta» para el expunta del Extremadura. «Sabemos en qué tenemos problemas a veces y en qué podemos hacer mucho daño. Estando nosotros bien, es difícil que algún equipo contrarrestre nuestras virtudes». Reconoció que los formenterenses son un rival «con muy pocas flaquezas», además de una escuadra «muy buena de medio campo para adelante» y «contundente atrás». Por tanto, instó a su conjunto a «estar muy bien» para intentar vencer. Incluso a pesar de que la estadística juega en contra del Sant Rafel. Como local solo ha ganado dos partidos hasta el momento y se enfrenta a un Formentera que es todo un especialista como visitante (acumula 12 de 18 puntos posibles a domicilio): «Es el mejor momento posible para empezar a cambiar esta estadística porque este partido tiene más glamour, aunque al fin y al cabo están en juego tres puntos, como en cualquier otro encuentro». «Fútbol de verdad» El atacante de los de Sant Antoni guarda buen recuerdo de estos duelos de rivalidad local, con gradas llenas y mucho entusiasmo entre los aficionados. Una estampa que no tiene nada que ver con lo que se ve habitualmente: «En estos partidos se ve ambiente de fútbol de verdad». Albert Urrea también tiene claro que así será porque aseguró que se espera que viajen bastantes aficionados de los rojillos a Ibiza: «Cuando llegué al club el primer día –hoy cumple once con los formenterenses– ya estaban preparando un viaje para este derbi. Ya me han dicho que nuestra afición se moviliza al máximo y casi supera a la del rival. Hay que intentar darles una alegría», dijo el centrocampista. El medio catalán afirmó que tiene constancia de que el Sant Rafel «tiene equipo para estar más arriba de lo que está en la clasificación» y espera «un partido complicado» tanto por el nivel del contrincante como por «la motivación» que tendrá el bloque que dirige Vicente Román. «No va a ser ni mucho menos un paseo. Tendremos que sufrir, y mucho, para sacar algo positivo». El último fichaje del Formentera no sabe si será titular mañana, pero recalcó que está «físicamente bien» y «a disposición del míster» por si desea incluirlo de inicio o cuando lo considere. «Lo que decida estará bien». Declaró que el Formentera «está capacitado para llevar la iniciativa en casi todos los partidos» e intentará que así sea ante el Sant Rafel, un conjunto que habitualmente también apuesta por controlar la posesión del balón. Por último, Urrea no se atrevió dar un resultado y solo dijo que firma «ganar» de cualquier manera.

No hay comentarios

Dejar respuesta