El defensa del Getafe B, a la izquierda, posa con sus compañeros Miguel Ángel y Borja en el Camp Nou.

Paco Natera El deseo de un futbolista es debutar en Primera División. Pese a que muchos nunca llegan a cumplir su sueño, otros sí tienen la suerte de hacerlo realidad, aunque lo disfruten estando en el banquillo. Es lo que le ocurrió el pasado sábado a José Carrillo, defensa central de 21 años que militó en el Sant Jordi juvenil en la temporada 2011-2012.

El zaguero, que actualmente defiende los intereses del Getafe B, fue convocado para el partido frente al Barcelona por el entrenador del primer equipo Fran Escribá, que se vio obligado a tirar del filial debido a las bajas que tenía en defensa, como la de Roberto Lago, lateral izquierdo titular, así como las de Damián Suárez, Carlos Vigaray y Juan Cala.

A José le tocó la lotería y siempre mantuvo la ilusión de debutar en la máxima categoría, pero finalmente ese estreno no se produjo y, para más inri, el Getafe acabó goleado. El técnico del conjunto madrileño dejó al futbolista granadino en el banco, aunque pudo disfrutar como un espectador más del juego de Messi, Neymar y compañía.

“La verdad es que estoy muy contento por haber tiendo la fortuna de ir convocado con el primer equipo para un partido de Primera División. Es algo que siempre quieres desde que eres pequeño. Y encima en el Camp Nou y contra el mejor Barça, con los jugadores que tiene. Lo de este campo es de otro mundo… lleno hasta arriba”, asegura.

José Carrillo, que después de abandonar el Kiko Serra pasó por el Mallorca B y el Zamora, es uno de los jugadores con más protagonismo del Getafe B y no pierde la ilusión de volver a ir convocado con el primer equipo. Entrena y duro y bien para cumplir el sueño de cualquier jugador de fútbol: estrenarse en la máxima categoría. Suerte crack!

José Carrillo, del Sant Jordi a ir convocado con el Getafe ante el Barça

Paco Natera El deseo de un futbolista es debutar en Primera División. Pese a que muchos nunca llegan a cumplir su sueño, otros sí tienen la suerte de hacerlo realidad, aunque lo disfruten estando en el banquillo. Es lo que le ocurrió el pasado sábado a José Carrillo, defensa central de 21 años que militó en el Sant Jordi juvenil en la temporada 2011-2012. El zaguero, que actualmente defiende los intereses del Getafe B, fue convocado para el partido frente al Barcelona por el entrenador del primer equipo Fran Escribá, que se vio obligado a tirar del filial debido a las bajas que tenía en defensa, como la de Roberto Lago, lateral izquierdo titular, así como las de Damián Suárez, Carlos Vigaray y Juan Cala. A José le tocó la lotería y siempre mantuvo la ilusión de debutar en la máxima categoría, pero finalmente ese estreno no se produjo y, para más inri, el Getafe acabó goleado. El técnico del conjunto madrileño dejó al futbolista granadino en el banco, aunque pudo disfrutar como un espectador más del juego de Messi, Neymar y compañía. "La verdad es que estoy muy contento por haber tiendo la fortuna de ir convocado con el primer equipo para un partido de Primera División. Es algo que siempre quieres desde que eres pequeño. Y encima en el Camp Nou y contra el mejor Barça, con los jugadores que tiene. Lo de este campo es de otro mundo... lleno hasta arriba", asegura. José Carrillo, que después de abandonar el Kiko Serra pasó por el Mallorca B y el Zamora, es uno de los jugadores con más protagonismo del Getafe B y no pierde la ilusión de volver a ir convocado con el primer equipo. Entrena y duro y bien para cumplir el sueño de cualquier jugador de fútbol: estrenarse en la máxima categoría. Suerte crack!

No hay comentarios

Dejar respuesta