¡A todo oro!

0
388

¡Atención, amantes del baloncesto! Este sábado, el Class Bàsquet Sant Antoni está a punto de vivir el partido más importante de su corta pero intensa historia. ¿El objetivo? Nada menos que el ansiado ascenso a la LEB Oro. ¿El reto? Remontar una desventaja de nueve puntos frente al Starlabs Morón. ¿El escenario? El Pabellón de Sa Pedrera, que promete estar lleno a reventar con la afición ibicenca rugiendo a todo pulmón.

El entrenador del equipo, David Barrio, ha estado afinando la estrategia durante toda la semana. “Queremos poner la guinda al pastel que llevamos cocinando durante toda la temporada”, comentó con entusiasmo. “Sabemos que no será fácil. Tenemos que levantar una desventaja de nueve puntos ante un muy buen equipo. En la ida hicimos un partido serio y creemos que podemos paliar la diferencia de acierto en casa”, añadió.

Y es que los 40 minutos en Sa Pedrera pueden dar para mucho. Barrio y su plantilla tienen muy claro cuáles son los puntos fuertes del rival, los jugadores a vigilar y las situaciones que más daño les hicieron en la ida. “Hemos trabajado en ello durante toda la semana y sabemos en qué línea tenemos que ir. Vamos a intentar paliar las bajas que hemos tenido durante todo el ‘play-off’ y en la recta final de la temporada, que nos han hecho competir peor de lo que nos hubiera gustado”, afirmó el entrenador.

El ambiente será de infarto. Con la afición ibicenca agotando todas las localidades disponibles, Sa Pedrera será una caldera. “Llevan acompañándonos durante todo el curso y vamos a intentar darle la última alegría de la temporada”, dijo Barrio. El entrenador sabe que contar con un público espectacular será clave para darle la vuelta al 74-65 de la ida y abrochar un ascenso que sería más que merecido.

Además, este partido será la despedida del gran capitán Jordi Grimau, quien anunció su retirada al final de la presente temporada. El talentoso jugador catalán quiere decir adiós dejando a su equipo en la LEB Oro. ¡Qué noche de emociones nos espera!

El equipo está preparado para la batalla final. Con la incorporación de Pablo Ferreiro, que viajó a Morón pero no tuvo minutos, y las dudas de Llorca, Mollgaard e Iglesias, cada jugador está dispuesto a dejar la piel en la cancha. “No nos hemos quejado ni lo vamos a hacer. Ante un equipo como Morón, tendremos que poner más del cien por cien”, concluyó Barrio, demostrando la determinación de un equipo que se niega a rendirse.

La suerte está echada. ¿Podrá el Sant Antoni abrir las puertas de la gloria? La respuesta la tendremos este sábado a las 20 horas en el Pabellón de Sa Pedrera. ¡Que ruede el balón y si gana el Sant Antoni, mejor!

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.