El exjugador de la UD Ibiza, Gonzalo Escobar, herido en el ataque al equipo de Fortaleza en Brasil

0
793
Escobar, exjugador de la UD Ibiza, uno de los futbolistas heridos en el ataque a pedradas. Foto: CEO Fortaleza

En un desafortunado incidente ocurrido la noche del miércoles en Recife, seis jugadores del equipo brasileño Fortaleza, incluyendo al exjugador de la UD Ibiza Gonzalo Escobar, resultaron heridos tras ser atacados por hinchas rivales. El suceso tuvo lugar después de un enfrentamiento contra el equipo local Sport, finalizando en un empate (1-1).

El autobús del equipo, que transportaba a los jugadores y al personal técnico, fue atacado con piedras y otros objetos contundentes al salir del estadio Arena de Pernambuco. Según un comunicado emitido por el Fortaleza, el portero João Ricardo y Gonzalo Escobar sufrieron heridas que requirieron atención médica urgente. Ricardo fue herido en la ceja, mientras que Escobar recibió cortes en la boca y la ceja, además de un golpe en la cabeza. Se espera que el exfutbolista de la UD Ibiza se someta a un examen de tomografía, aunque el equipo informó que se encuentra en buen estado y consciente.

Otros jugadores afectados incluyen al lateral Dudu, los defensas Titi y Brítez, y el centrocampista Lucas Sasha, quienes resultaron heridos por fragmentos de vidrio. Imágenes difundidas por el club muestran a jugadores con sangre en brazos y cara, evidenciando la gravedad del incidente.

El CEO de Fortaleza, Marcelo Paz, expresó su indignación y condena ante los hechos, cuestionando las acciones que serán tomadas por las autoridades y el mundo del fútbol brasileño. Paz compartió en redes sociales imágenes de Escobar en el hospital, destacando la seriedad de la situación.

Por su parte, el equipo Sport emitió un comunicado donde repudió vehementemente el ataque, ofreciendo su colaboración en las investigaciones. El club destacó que tales actos de violencia no representan los valores y la integridad del equipo.

En una reciente publicación en sus redes sociales, Gonzalo Escobar compartió su experiencia y estado actual tras el incidente. “Quiero avisar a amigos y familia que estoy bien. Quiero dar las gracias a toda la gente que me escribió y se preocupó, mandando fuerzas y rezando por todo el equipo. Ya estoy en casa, más tranquilo. Por suerte, no pasó una tragedia. Me han puesto 13 puntos en la cara, unas manchas más al león. Pero pronto estaré de vuelta dando batalla. Del resto se va a ocupar la justicia o la gente que se encarga de esto. Lo que ha ocurrido no sirve en el fútbol, somos seres humanos, trabajadores como todos. Tenemos familia, hijos que nos esperan en casa también”, expresó Escobar, resaltando la humanidad inherente a los jugadores y la necesidad de justicia y respeto en el deporte.

Este incidente arroja una sombra sobre el fútbol brasileño, planteando interrogantes sobre la seguridad y la rivalidad deportiva que, en ocasiones, trasciende los límites del respeto y la deportividad.

Fuente: Mundo Deportivo

No hay comentarios

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.