De izquierda a derecha: Azpilicueta, Toni Arabí y José Gurupa.
De izquierda a derecha: Azpilicueta, Toni Arabí y José Gurupa.

Francisco Natera El pasado fin de semana, el campo de fútbol de San Antonio fue el escenario de un reencuentro muy especial. En el bar del recinto deportivo volvieron a saludarse más de 40 años después tres compañeros de vestuario de la extienta SD Ibiza. José Gurupa, Toni Arabí y Azpilicueta vivieron una tarde muy especial, en la que rememoraron viejos tiempos, cuando defendían el escudo de Sa Deportiva en el desaparecido campo de la Calle Canarias de Vila.

Toni Arabí y el navarro Azpilicueta -actualmente reside en Suiza-, además, tuvieron la fortuna de fichar por el RCD Español tras ascender a Segunda División B con la SD Ibiza en la temporada 1977-1978. La campaña siguiente, en junio, llegaron al equipo perico como dos perfectos desconocidos y ambos centrocampistas acabaron brillando en Primera División. El otro día, los dos cracks, con bastantes años de más y tres cañitas en la mano, recordaron su bonita etapa en Sarriá y se inmortilizaron, junto con José Gurupa, en una foto para el recuerdo.

El emotivo brindis de tres leyendas del Ibiza

De izquierda a derecha: Azpilicueta, Toni Arabí y José Gurupa.
De izquierda a derecha: Azpilicueta, Toni Arabí y José Gurupa.
Francisco Natera El pasado fin de semana, el campo de fútbol de San Antonio fue el escenario de un reencuentro muy especial. En el bar del recinto deportivo volvieron a saludarse más de 40 años después tres compañeros de vestuario de la extienta SD Ibiza. José Gurupa, Toni Arabí y Azpilicueta vivieron una tarde muy especial, en la que rememoraron viejos tiempos, cuando defendían el escudo de Sa Deportiva en el desaparecido campo de la Calle Canarias de Vila.Toni Arabí y el navarro Azpilicueta -actualmente reside en Suiza-, además, tuvieron la fortuna de fichar por el RCD Español tras ascender a Segunda División B con la SD Ibiza en la temporada 1977-1978. La campaña siguiente, en junio, llegaron al equipo perico como dos perfectos desconocidos y ambos centrocampistas acabaron brillando en Primera División. El otro día, los dos cracks, con bastantes años de más y tres cañitas en la mano, recordaron su bonita etapa en Sarriá y se inmortilizaron, junto con José Gurupa, en una foto para el recuerdo.

No hay comentarios

Dejar respuesta