David Camps, goleador del conunto de Dani Mori.
David Camps, goleador del conunto de Dani Mori.

noudiari.es Sangre, sudor y lágrimas es lo que ha tenido que experimentar la Peña Deportiva para ganar a domicilio a un rocoso y batallador Campos que le ha hecho pasar las de Caín, 3-5. Quería redimirse el equipo de Dani Mori del empate en casa la pasada jornada ante el Montuïri y así lo hizo, aunque para ello tuvo que emplearse a fondo en el segundo acto después de que su rival le pasara por encima en el primero.

Campo seco, estrecho y piso irregular hacían del terreno de juego el lugar idóneo para emboscar a la Peña, que en la primera parte cayó víctima del factor sorpresa y la trampa dispuesta por su rival y se vio superada por un adversario más atento, listo y rápido. Llegaban siempre antes los hombres de casa al balón y las segundas jugadas eran todas suyas para desesperación de los peñistas, que empezaban mal, perdiendo con un gol en propia meta de Winde en el minuto 17.

Tenía el camerunés de la Peña la espina del autogol clavada en el orgullo y solo 10 minutos más tarde se sacó de la chistera un tremendo disparo, un obús desde la medular, que cogió por sorpresa a Barceló, que nada pudo hacer para evitar el zapatazo del delantero, que se convertiría en el gran protagonista del duelo con otros dos tantos más. Contenía de forma momentánea el equipo de Dani Mori al Campos, que no se daba por vencido y continuaba apretando las clavijas a los visitantes. Tanto que Nico Mercadal, en el minuto 31, volvía a desnivelar el marcador, 2-1, resultado con el que terminaría la primera parte.

Tomó conciencia la Peña en el descanso de que era un partido de músculo y que si no volvía al terreno de juego con un disfraz hercúleo iba a salir mal parada de un choque predispuesto al roce, con cejas abiertas y salpicado de sangre por ambas partes como consecuencia de la intensidad, que no violencia, más allá del oficio, la garra o raza impresa por cada uno.

Con esta premisa, no tardaría el equipo de Santa Eulària en dar la vuelta al marcador. En el minuto 52 lograba el empate por mediación de Winde y en el 62 se adelantaban con un penalti transformado por Pando y que sancionado por un agarrón sobre Rubén artínez dentro del área. A raíz de esta jugada llegarían los nervios y dos expulsiones casi seguidas para el Campos, que en el minuto 67 perdía a Burgera por roja directa y un minuto más tarde a Juan Carlos por doble amarilla.

A partir de ese momento, la Peña jugó a placer, llegando siempre que se iba arriba con peligro a las inmediaciones de la meta contraria. Tanto por una como por otra banda el equipo ibicenco era superior a su oponente y producto de la desigualdad de fuerzas, un centro de Camps sobre Winde que éste remató a la red sirvió para abrir brecha en el marcador en el minuto 79, 2 a 4.

No desvaneció ni cayó en estado depresivo el Campos al ver que un partido que al descanso tenía encarrilado se esfumaba de repente y puso de nuevo el miedo en el cuerpo a su rival de forma momentánea con la consecución de su tercer tanto, obra de Ochonga, que encendió la luz de alarma en las filas visitantes. No obstante, fue un espejismo, ya que la los visitantes remataron la faena poco después con un nuevo gol de Pando en el minuto 88 que cerraba definitivamente el partido.

Lesión de Pomar
El polivalente jugador peñista Pau Pomar tuvo que ser sustituido por Moha en el minuto 6 de partido como consecuencia de una lesión en el isquio. De momento se desconoce la gravedad de la misma, pero todo parece indicar que no podrá estar disponible a las órdenes del técnico varias semanas.

Dani Mori: “Me rindo ante mis jugadores”
El entrenador de la Peña Deportiva, Dani Mori, se mostró muy satisfecho con la interpretación del partido que hicieron sus jugadores en la segunda parte del mismo, tal y como señaló al término del encuentro. “Me rindo ante mis futbolistas por cómo han afrontado el segundo tiempo y cómo lo han sacado adelante cuando en el descanso lo teníamos perdido. Todos sacaron el futbolista que llevan dentro y estuvieron de ’10’, del primero al último”, concluyó.

– Ficha técnica:

3.- Campos: Barceló, Nico Mercadal, Joan Mercadal (Ginard, min. 84), Julio, Morey, Mesquida, Ochonga (Manu García, min. 89), Bardolet, Aelen (Cheikh 88) y Albert González.

5.- Peña Deportiva: Torres, Borja Navarro, De Las Heras, Rubén Martínez, Pau Pomar (Moha, min. 6), Jose Luis, Juanma (Ramiro, min. 70), Winde, David Camps (Pacheta, min 71), Pando y Carlos Tomás.

Goles: 1-0. Minuto 17. Winde, en propia puerta. 1-1. Minuto 27. Winde; 2-1. Minuto 31. Nico Mercadal; 2-2. Minuto 52. Winde; 2-3. Minuto 62. Pando, de penalti; 2-4. Minuto 79. Winde; 3-4. Minuto 83. Ochonga; 3-5. Minuto 88. Pando.

Árbitro: Joan Josep Creus Rodríguez, asistido en las bandas por Coll Perez y Antonio Hernandez. Mostró amarilla a los locales Nico Mercadal, Joan Mercadal, Aelen, Bardolet, Julio y Juan Carlos, a este último en dos ocasiones, por lo que fue expulsado en el minuto 68. Burguera, en el minuto 67, vio la roja directa. También fueron amonestados los visitantes Moha yCarlos Tomñas.

3-5. La Peña se redime con un trabajado triunfo

David Camps, goleador del conunto de Dani Mori.
David Camps, goleador del conunto de Dani Mori.
noudiari.es Sangre, sudor y lágrimas es lo que ha tenido que experimentar la Peña Deportiva para ganar a domicilio a un rocoso y batallador Campos que le ha hecho pasar las de Caín, 3-5. Quería redimirse el equipo de Dani Mori del empate en casa la pasada jornada ante el Montuïri y así lo hizo, aunque para ello tuvo que emplearse a fondo en el segundo acto después de que su rival le pasara por encima en el primero.Campo seco, estrecho y piso irregular hacían del terreno de juego el lugar idóneo para emboscar a la Peña, que en la primera parte cayó víctima del factor sorpresa y la trampa dispuesta por su rival y se vio superada por un adversario más atento, listo y rápido. Llegaban siempre antes los hombres de casa al balón y las segundas jugadas eran todas suyas para desesperación de los peñistas, que empezaban mal, perdiendo con un gol en propia meta de Winde en el minuto 17.Tenía el camerunés de la Peña la espina del autogol clavada en el orgullo y solo 10 minutos más tarde se sacó de la chistera un tremendo disparo, un obús desde la medular, que cogió por sorpresa a Barceló, que nada pudo hacer para evitar el zapatazo del delantero, que se convertiría en el gran protagonista del duelo con otros dos tantos más. Contenía de forma momentánea el equipo de Dani Mori al Campos, que no se daba por vencido y continuaba apretando las clavijas a los visitantes. Tanto que Nico Mercadal, en el minuto 31, volvía a desnivelar el marcador, 2-1, resultado con el que terminaría la primera parte.Tomó conciencia la Peña en el descanso de que era un partido de músculo y que si no volvía al terreno de juego con un disfraz hercúleo iba a salir mal parada de un choque predispuesto al roce, con cejas abiertas y salpicado de sangre por ambas partes como consecuencia de la intensidad, que no violencia, más allá del oficio, la garra o raza impresa por cada uno.Con esta premisa, no tardaría el equipo de Santa Eulària en dar la vuelta al marcador. En el minuto 52 lograba el empate por mediación de Winde y en el 62 se adelantaban con un penalti transformado por Pando y que sancionado por un agarrón sobre Rubén artínez dentro del área. A raíz de esta jugada llegarían los nervios y dos expulsiones casi seguidas para el Campos, que en el minuto 67 perdía a Burgera por roja directa y un minuto más tarde a Juan Carlos por doble amarilla.A partir de ese momento, la Peña jugó a placer, llegando siempre que se iba arriba con peligro a las inmediaciones de la meta contraria. Tanto por una como por otra banda el equipo ibicenco era superior a su oponente y producto de la desigualdad de fuerzas, un centro de Camps sobre Winde que éste remató a la red sirvió para abrir brecha en el marcador en el minuto 79, 2 a 4.No desvaneció ni cayó en estado depresivo el Campos al ver que un partido que al descanso tenía encarrilado se esfumaba de repente y puso de nuevo el miedo en el cuerpo a su rival de forma momentánea con la consecución de su tercer tanto, obra de Ochonga, que encendió la luz de alarma en las filas visitantes. No obstante, fue un espejismo, ya que la los visitantes remataron la faena poco después con un nuevo gol de Pando en el minuto 88 que cerraba definitivamente el partido.Lesión de Pomar El polivalente jugador peñista Pau Pomar tuvo que ser sustituido por Moha en el minuto 6 de partido como consecuencia de una lesión en el isquio. De momento se desconoce la gravedad de la misma, pero todo parece indicar que no podrá estar disponible a las órdenes del técnico varias semanas.Dani Mori: “Me rindo ante mis jugadores” El entrenador de la Peña Deportiva, Dani Mori, se mostró muy satisfecho con la interpretación del partido que hicieron sus jugadores en la segunda parte del mismo, tal y como señaló al término del encuentro. “Me rindo ante mis futbolistas por cómo han afrontado el segundo tiempo y cómo lo han sacado adelante cuando en el descanso lo teníamos perdido. Todos sacaron el futbolista que llevan dentro y estuvieron de ’10’, del primero al último”, concluyó.– Ficha técnica:3.- Campos: Barceló, Nico Mercadal, Joan Mercadal (Ginard, min. 84), Julio, Morey, Mesquida, Ochonga (Manu García, min. 89), Bardolet, Aelen (Cheikh 88) y Albert González.5.- Peña Deportiva: Torres, Borja Navarro, De Las Heras, Rubén Martínez, Pau Pomar (Moha, min. 6), Jose Luis, Juanma (Ramiro, min. 70), Winde, David Camps (Pacheta, min 71), Pando y Carlos Tomás.Goles: 1-0. Minuto 17. Winde, en propia puerta. 1-1. Minuto 27. Winde; 2-1. Minuto 31. Nico Mercadal; 2-2. Minuto 52. Winde; 2-3. Minuto 62. Pando, de penalti; 2-4. Minuto 79. Winde; 3-4. Minuto 83. Ochonga; 3-5. Minuto 88. Pando.Árbitro: Joan Josep Creus Rodríguez, asistido en las bandas por Coll Perez y Antonio Hernandez. Mostró amarilla a los locales Nico Mercadal, Joan Mercadal, Aelen, Bardolet, Julio y Juan Carlos, a este último en dos ocasiones, por lo que fue expulsado en el minuto 68. Burguera, en el minuto 67, vio la roja directa. También fueron amonestados los visitantes Moha yCarlos Tomñas.

No hay comentarios

Dejar respuesta