El equipo de Jordi Riera se agarra a un milagro para evitar el descenso.
El equipo de Jordi Riera se agarra a un milagro para evitar el descenso.

@futbolpitiuso El Sant Jordi, que ocupa, a falta de la última jornada, el puesto decimosexto en la clasificación, ha sumado dos nuevos puntos después de que el Comité de Competición le haya dado la razón tras denunciar alineación indebida del Formentera en el pasado derbi pitiuso.

Así, el equipo que entrena Jordi Riera, que pasa a ganar el encuentro 0-3 (0-0 fue el resultado), se coloca con 32 dígitos, a uno del Ferreries, decimocuarto. No obstante, los verdinegros siguen en puestos de descenso directo.

Para lograr la salvación, el Sant Jordi deberá ganar en el complicado campo del Mallorca B, que únicamente ha caído cuatro veces delante de su afición y que el Ferreries no logre puntuar en el terreno de juego del Son Oliva, una circunstancia bastante complicada teniendo en cuenta que el conjunto jordier no gana un partido desde hace trece jornadas, cuando venció 2-1, precisamente, frente al Son Oliva.

De todos modos, el equipo de Las Salinas se aferra a un milagro para no descender y quemará todos sus cartuchos en el último encuentro de la temporada, aunque saben los futbolistas que no dependen de ellos mismos para alcanzar el objetivo. Sea como fuere, en el vestuario no pierden la esperanza y sueñan con la hazaña que les permita continuar una campaña más en Liga Nacional.

El Sant Jordi suma dos puntos más en los despachos

El equipo de Jordi Riera se agarra a un milagro para evitar el descenso.
El equipo de Jordi Riera se agarra a un milagro para evitar el descenso.
@futbolpitiuso El Sant Jordi, que ocupa, a falta de la última jornada, el puesto decimosexto en la clasificación, ha sumado dos nuevos puntos después de que el Comité de Competición le haya dado la razón tras denunciar alineación indebida del Formentera en el pasado derbi pitiuso. Así, el equipo que entrena Jordi Riera, que pasa a ganar el encuentro 0-3 (0-0 fue el resultado), se coloca con 32 dígitos, a uno del Ferreries, decimocuarto. No obstante, los verdinegros siguen en puestos de descenso directo. Para lograr la salvación, el Sant Jordi deberá ganar en el complicado campo del Mallorca B, que únicamente ha caído cuatro veces delante de su afición y que el Ferreries no logre puntuar en el terreno de juego del Son Oliva, una circunstancia bastante complicada teniendo en cuenta que el conjunto jordier no gana un partido desde hace trece jornadas, cuando venció 2-1, precisamente, frente al Son Oliva. De todos modos, el equipo de Las Salinas se aferra a un milagro para no descender y quemará todos sus cartuchos en el último encuentro de la temporada, aunque saben los futbolistas que no dependen de ellos mismos para alcanzar el objetivo. Sea como fuere, en el vestuario no pierden la esperanza y sueñan con la hazaña que les permita continuar una campaña más en Liga Nacional.

No hay comentarios

Dejar respuesta