Los integrantes del Formentera, en Villarrobledo poco antes de cenar.
Los integrantes del Formentera, en Villarrobledo poco antes de cenar.

noudiari.es El Formentera se juega el pase a la siguiente eliminatoria de la fase de ascenso a Segunda División B en el campo del Villarrobledo (sábado. 17.30 horas) y lo hace exento de toda presión. El conjunto de formenterense tiene ante sí una oportunidad única pero la exigencia es para el rival, un grupo formado a base de talonario que es quien debe rendir cuentas ante su afición, puesto que el hecho de subir de categoría es su objetivo principal.

El tópico típico de mucho que ganar y poco que perder se repite una vez más en el fútbol y en este caso tiene como protagonista al bloque de la menor de las Pitiüses, que llegando hasta donde lo ha hecho tiene el expediente mucho más que certificado, sellado y cumplimentado. Todo lo que venga a partir de ahora no es más que un premio, para los futbolistas y para la afición más numerosa y animosa de la Tercera División balear.

Lo que ocurre es que el Formentera quiere más y no desea despedir la temporada lejos de su tierra. El equipo de Luis Elcacho se ha mostrado como un bloque sólido y seguro durante toda la campaña lejos de su estadio y no piensa regalar la eliminatoria. Quien le quiera eliminar tendrá que luchar con todas sus armas y no caer en el descuido, y más con toda la plantilla al competo como tiene, sin una baja y con algunos de sus jugadores más importantes en perfecto estado de forma.

El meta Contreras se erigió en héroe del encuentro de ida gracias a sus intervenciones de mérito, con la que aplacó todo el ímpetu del rival, que las tuvo pero no las aprovechó gracias a la seguridad del cancerbero. Para Marcos Contreras, la eliminatoria sigue “al cincuenta por ciento”, puesto que, como dice, cualquier empate les favorece y además, si no es a cero les da automáticamente la clasificación para siguiente ronda. “Nos puede pasar factura la superficie del campo, que es de hierba natural, pero si llegamos al final enteros y nos ha afectado en el cansancio el hecho de jugar en su campo estoy seguro de que podemos tener opciones de pasar”, indica el portero del Formentera.

Por otra parte, Contreras asegura que “marcar primero se adivina crucial, tanto para unos como para otros”, apunta. “Son un buen equipo, sólido atrás y con recursos arriba, un grupo en el que se nota que se ha invertido dinero, pero nosotros no nos sentimos menos y ni mucho menos inferiores, con lo que saldremos a jugar de tú a tú y sin complejos”, finaliza el meta.

El rival también cuenta con toda su artillería pesada para este partido, además del apoyo de su afición, que se espera muy numeroso en un terreno de juego con aforo para hasta seis mil personas. En este sentido, hasta 50 aficionados del conjunto formenterense se han embarcado con la expedición y seguirán el encuentro en vivo y en directo en un estadio con un nombre que asusta: el Barranco del Lobo.

El Formentera quiere y puede eliminar al Villarrobledo

Los integrantes del Formentera, en Villarrobledo poco antes de cenar.
Los integrantes del Formentera, en Villarrobledo poco antes de cenar.
noudiari.es El Formentera se juega el pase a la siguiente eliminatoria de la fase de ascenso a Segunda División B en el campo del Villarrobledo (sábado. 17.30 horas) y lo hace exento de toda presión. El conjunto de formenterense tiene ante sí una oportunidad única pero la exigencia es para el rival, un grupo formado a base de talonario que es quien debe rendir cuentas ante su afición, puesto que el hecho de subir de categoría es su objetivo principal. El tópico típico de mucho que ganar y poco que perder se repite una vez más en el fútbol y en este caso tiene como protagonista al bloque de la menor de las Pitiüses, que llegando hasta donde lo ha hecho tiene el expediente mucho más que certificado, sellado y cumplimentado. Todo lo que venga a partir de ahora no es más que un premio, para los futbolistas y para la afición más numerosa y animosa de la Tercera División balear. Lo que ocurre es que el Formentera quiere más y no desea despedir la temporada lejos de su tierra. El equipo de Luis Elcacho se ha mostrado como un bloque sólido y seguro durante toda la campaña lejos de su estadio y no piensa regalar la eliminatoria. Quien le quiera eliminar tendrá que luchar con todas sus armas y no caer en el descuido, y más con toda la plantilla al competo como tiene, sin una baja y con algunos de sus jugadores más importantes en perfecto estado de forma. El meta Contreras se erigió en héroe del encuentro de ida gracias a sus intervenciones de mérito, con la que aplacó todo el ímpetu del rival, que las tuvo pero no las aprovechó gracias a la seguridad del cancerbero. Para Marcos Contreras, la eliminatoria sigue “al cincuenta por ciento”, puesto que, como dice, cualquier empate les favorece y además, si no es a cero les da automáticamente la clasificación para siguiente ronda. “Nos puede pasar factura la superficie del campo, que es de hierba natural, pero si llegamos al final enteros y nos ha afectado en el cansancio el hecho de jugar en su campo estoy seguro de que podemos tener opciones de pasar”, indica el portero del Formentera. Por otra parte, Contreras asegura que “marcar primero se adivina crucial, tanto para unos como para otros”, apunta. “Son un buen equipo, sólido atrás y con recursos arriba, un grupo en el que se nota que se ha invertido dinero, pero nosotros no nos sentimos menos y ni mucho menos inferiores, con lo que saldremos a jugar de tú a tú y sin complejos”, finaliza el meta. El rival también cuenta con toda su artillería pesada para este partido, además del apoyo de su afición, que se espera muy numeroso en un terreno de juego con aforo para hasta seis mil personas. En este sentido, hasta 50 aficionados del conjunto formenterense se han embarcado con la expedición y seguirán el encuentro en vivo y en directo en un estadio con un nombre que asusta: el Barranco del Lobo.

No hay comentarios

Dejar respuesta