El equipo celebra el título en el vestuario (Foto: Fútbol Pitiuso).
El equipo celebra el título en el vestuario (Foto: Fútbol Pitiuso).

Francisco Natera. En el último partido del campeonato y en el terreno de juego del San Rafael, el otro favorito al título, la Penya Blanc i Blava se proclamó el pasado domingo brillante campeón de la Liga cadete, Primera Regional, después de imponerse a su oponente por 2-3 en un encuentro jugado de poder a poder y en donde los muchachos de Pedro Torres empezaron perdiendo 2-0.

Los jugadores rafelers Dani y Cristian adelantaron al Sanra en los minutos 22 y 31, pero Álvaro Pachón, antes del descanso (m. 39) metió a su equipo en el partido para alegría de su animosa y colorida afición. Ya en la segunda parte, la garra y el empuje del conjunto ibicenco permitieron la remontada. Xavi y David tumbaron a los blue en tan sólo un minuto (m. 79 y 80).

Álvaro Pachón (d), junto con un compañero (Foto: Fútbol Pitiuso).
Álvaro Pachón (d), junto con un compañero (Foto: Fútbol Pitiuso).

La Penya Blanc i Blava ha entonado el alirón con unos números excelentes. Ha ganado siete partidos, ha empatado dos y únicamente ha perdido uno. Además, ha sido el rival que más goles ha materializado (33) y el que menos ha encajado (11). Sin duda, el grupo de Pedro Torres ha sido un justo campeón tras una dura temporada, donde ha tenido que sobreponerse a algunos baches. Ahora, a los campeones les espera un atractivo premio: la Copa Coca-Cola y el Campeonato de Baleres.

Álvaro Pachón, uno de los puntales del equipo, se mostró contento por el título, asegurando que es ha sido la mejor recompensa a tan trabajada campaña. “Estamos todos muy felices y satisfechos. Quedar campeones ha sido un regalo justo después de un año muy duro”, explica el centrocampista, que también quiso resaltar la ambición del San Rafael durante el torneo. “Ha sido un digno rival; la verdad que tiene un equipazo”, comenta.

El futbolista analiza el curso liguero y asegura que la clave de este éxito deportivo ha radicado en la fuerza mental del grupo cuando peor iban las cosas. “El secreto ha radicado en que nunca nos hemos venido abajo, a pesar de los baches por los que hemos pasado. Siempre hemos mantenido la unidad del vestuario. Hemos sido un equipo”, recuerda el extremo.

La Penya Blanc i Blava cadete, brillante campeón de Liga

El equipo celebra el título en el vestuario (Foto: Fútbol Pitiuso).
El equipo celebra el título en el vestuario (Foto: Fútbol Pitiuso).
Francisco Natera. En el último partido del campeonato y en el terreno de juego del San Rafael, el otro favorito al título, la Penya Blanc i Blava se proclamó el pasado domingo brillante campeón de la Liga cadete, Primera Regional, después de imponerse a su oponente por 2-3 en un encuentro jugado de poder a poder y en donde los muchachos de Pedro Torres empezaron perdiendo 2-0. Los jugadores rafelers Dani y Cristian adelantaron al Sanra en los minutos 22 y 31, pero Álvaro Pachón, antes del descanso (m. 39) metió a su equipo en el partido para alegría de su animosa y colorida afición. Ya en la segunda parte, la garra y el empuje del conjunto ibicenco permitieron la remontada. Xavi y David tumbaron a los blue en tan sólo un minuto (m. 79 y 80).
Álvaro Pachón (d), junto con un compañero (Foto: Fútbol Pitiuso).
Álvaro Pachón (d), junto con un compañero (Foto: Fútbol Pitiuso).
La Penya Blanc i Blava ha entonado el alirón con unos números excelentes. Ha ganado siete partidos, ha empatado dos y únicamente ha perdido uno. Además, ha sido el rival que más goles ha materializado (33) y el que menos ha encajado (11). Sin duda, el grupo de Pedro Torres ha sido un justo campeón tras una dura temporada, donde ha tenido que sobreponerse a algunos baches. Ahora, a los campeones les espera un atractivo premio: la Copa Coca-Cola y el Campeonato de Baleres. Álvaro Pachón, uno de los puntales del equipo, se mostró contento por el título, asegurando que es ha sido la mejor recompensa a tan trabajada campaña. "Estamos todos muy felices y satisfechos. Quedar campeones ha sido un regalo justo después de un año muy duro", explica el centrocampista, que también quiso resaltar la ambición del San Rafael durante el torneo. "Ha sido un digno rival; la verdad que tiene un equipazo", comenta. El futbolista analiza el curso liguero y asegura que la clave de este éxito deportivo ha radicado en la fuerza mental del grupo cuando peor iban las cosas. "El secreto ha radicado en que nunca nos hemos venido abajo, a pesar de los baches por los que hemos pasado. Siempre hemos mantenido la unidad del vestuario. Hemos sido un equipo", recuerda el extremo.

No hay comentarios

Dejar respuesta