unnamed

R. Sundaysson Víctor Sánchez está que se sale. El ariete de la Peña Deportiva ha comenzado la competición en Liga Nacional Juvenil como un tiro. El delantero peñista, con cuatro goles en cinco partidos, es ya el pichichi de su equipo y mantiene el compás en la tabla de artilleros con un tanto menos que el máximo goleador.

El ibicenco atraviesa un momento dulce bajo la batuta de Raúl Casañ, algo que se le nota sobre el terreno de juego. En la última jornada ante el Ciudad de Palma, el doblete que se clavó le permitió dar rienda suelta a la creatividad, a la complicidad y a la pasión por la música que comparte con su buen amigo y compañero Marc Soldat.

“Marc y yo somos buenos compañeros y nos llevamos muy bien. Siempre andamos de broma y haciendo gracias con los bailes y con la música. Junto a Joan Planells, uno de nuestros porteros, Marc y yo somos los que nos encargamos de poner la música en el vestuario. Un día se le ocurrió inventar un baile como celebración para cuando marcásemos alguno de los dos. Lo ensayamos el día anterior al partido y nos dijimos que había que hacerlo”, explicó el futbolista de la Peña.

“Si marcamos en el derbi intentaremos sorprender a la gente con algo divertido porque nos gusta disfrutar y pasárnoslo bien en el campo”

Ambos sorprendieron a propios y extraños ofreciendo un simpático y original baile sincronizado en la celebración de uno de sus tantos. Les va la marcha del sonido de los goles y, ése, es un ritmo que les motiva para no querer dejarlo de bailar.

No obstante, tan metido estaba en el partido al día siguiente, que a Víctor se le olvidó el plan.

“Hice el primer gol y con la alegría por haber marcado ni me acordé de lo que habíamos hablado. Entonces, Marc salió corriendo hacia mí y me recordó lo del baile de celebración. Fue un momento bastante divertido para nosotros. Todo surgió de un video que vimos de Neymar y Dani Alves en la celebración de un gol. A Marc y a mí nos pareció una buena idea hacer algo pero a nuestro estilo”, comentó el goleador.

Y prometen no parar…

“Ya tenemos algo entre manos que hemos estado preparando para el próximo partido frente al San José. Lo que nos hace gracia bailar es la música latina y el reggaeton. Pienso que tenemos equipo para competir contra cualquier rival y para estar arriba en la categoría. Cada vez estamos mejor y con mayor confianza. Si marcamos intentaremos sorprender a la gente con algo divertido porque nos gusta disfrutar y pasárnoslo bien en el campo”, aseguró el killer peñista.

Víctor Sánchez y Marc Soldat celebran uno de los goles ante el Ciudad de Palma con un pegadizo baile.
Víctor Sánchez y Marc Soldat celebran uno de los goles ante el Ciudad de Palma con un pegadizo baile.

Los bailarines de la Peña

unnamed R. Sundaysson Víctor Sánchez está que se sale. El ariete de la Peña Deportiva ha comenzado la competición en Liga Nacional Juvenil como un tiro. El delantero peñista, con cuatro goles en cinco partidos, es ya el pichichi de su equipo y mantiene el compás en la tabla de artilleros con un tanto menos que el máximo goleador. El ibicenco atraviesa un momento dulce bajo la batuta de Raúl Casañ, algo que se le nota sobre el terreno de juego. En la última jornada ante el Ciudad de Palma, el doblete que se clavó le permitió dar rienda suelta a la creatividad, a la complicidad y a la pasión por la música que comparte con su buen amigo y compañero Marc Soldat. “Marc y yo somos buenos compañeros y nos llevamos muy bien. Siempre andamos de broma y haciendo gracias con los bailes y con la música. Junto a Joan Planells, uno de nuestros porteros, Marc y yo somos los que nos encargamos de poner la música en el vestuario. Un día se le ocurrió inventar un baile como celebración para cuando marcásemos alguno de los dos. Lo ensayamos el día anterior al partido y nos dijimos que había que hacerlo”, explicó el futbolista de la Peña.
"Si marcamos en el derbi intentaremos sorprender a la gente con algo divertido porque nos gusta disfrutar y pasárnoslo bien en el campo”
Ambos sorprendieron a propios y extraños ofreciendo un simpático y original baile sincronizado en la celebración de uno de sus tantos. Les va la marcha del sonido de los goles y, ése, es un ritmo que les motiva para no querer dejarlo de bailar. No obstante, tan metido estaba en el partido al día siguiente, que a Víctor se le olvidó el plan. “Hice el primer gol y con la alegría por haber marcado ni me acordé de lo que habíamos hablado. Entonces, Marc salió corriendo hacia mí y me recordó lo del baile de celebración. Fue un momento bastante divertido para nosotros. Todo surgió de un video que vimos de Neymar y Dani Alves en la celebración de un gol. A Marc y a mí nos pareció una buena idea hacer algo pero a nuestro estilo”, comentó el goleador. Y prometen no parar… “Ya tenemos algo entre manos que hemos estado preparando para el próximo partido frente al San José. Lo que nos hace gracia bailar es la música latina y el reggaeton. Pienso que tenemos equipo para competir contra cualquier rival y para estar arriba en la categoría. Cada vez estamos mejor y con mayor confianza. Si marcamos intentaremos sorprender a la gente con algo divertido porque nos gusta disfrutar y pasárnoslo bien en el campo”, aseguró el killer peñista.
Víctor Sánchez y Marc Soldat celebran uno de los goles ante el Ciudad de Palma con un pegadizo baile.
Víctor Sánchez y Marc Soldat celebran uno de los goles ante el Ciudad de Palma con un pegadizo baile.

No hay comentarios

Dejar respuesta